¿Qué pasa con Pliskova?

La checa marca un balance de 6-5 en este arranque de temporada, incapaz de sumar más de dos victorias en un mismo torneo. “Tengo que buscar soluciones”.

Karolina Pliskova no encuentra el rumbo. Fuente: Getty
Karolina Pliskova no encuentra el rumbo. Fuente: Getty

¿Qué ha pasado con Karolina Pliskova? Esta pregunta me la hicieron ayer en el universo Twitter y lo cierto es que me dio bastante que pensar. Ya no solo por la pregunta en sí, que incide directamente en los resultados más recientes de la checa, lejos de lo que podría esperarse de una ex número 1 del mundo. Lo que de verdad me llamó la atención es que la pregunta está formulada en pasado, como si fuera algo que no pudiera corregirse, como si ya nadie esperara a Karolina en las grandes plazas. De momento, con un balance en este 2021 de seis victorias y cinco derrotas, la tenista de Louny pasa por uno de as etapas más irregulares de su trayectoria, mostrándose vulnerable ante muchas otras tenistas del circuito que ya han descubierto cómo superarle.

Ayer mismo, por ejemplo, Plisova se despedía del WTA 1000 de Dubái en los octavos de final al caer fulminada por 6-0 y 6-2 ante Jessica Pegula. Por rival y por marcador, todo el contexto asusta al ver cómo Karolina ha perdido toda esa fiabilidad que un día la llevó a lo más alto del ranking, pero esto también lo logró en su etapa junto a Conchita Martínez, y de esto no hace tanto tiempo. La checa viaja desde este año con Sascha Bajin, un hombre que ha pasado por multitud de banquillos, pero que desde lo dejó con Osaka no termina de dar con la tecla. Tras su última decepción, la zurda de 28 años dejó sus impresiones en rueda de prensa.

“Ella viene arrastrando muchísima confianza, compitiendo bien cada juego, por eso fue capaz de vencerme dos veces seguidas”, confesó Pliskova tras caer por segundo torneo consecutivo ante Pegula. “Está desarrollando un gran nivel de tenis, hoy no pude hacer absolutamente nada, no tenía respuestas. Ahora mismo mi tenis no está, no está donde quiero que esté, esto lo ha sabido aprovechar muy bien con ese estilo tan rápido que tiene. Jessica juega con una velocidad media más rápida de lo común, no he sido capaz de adaptarme en ningún momento, así que hay que darle todo el crédito por esta victoria”, definió muy bien la de Louny.

Pero estas dudas no crean que nacieron hace unas semanas, vienen ya desde 2020, una temporada donde apenas tuvo oportunidades para generar confianza. Sí es verdad que arrancó esa temporada conquistando Brisbane, pero a partir de aquel momento solo en el Open de Australia (3R) y en Roma (F) pudo Pliskova irse de un cuadro sumando más de una victoria. Entre Dubai, Doha, Cincinnati, US Open, Roland Garros y Ostrava, la checa facturó apenas cuatro victorias. El balance es muy pobre para una jugadora de su talla, hasta que 2021 nos confirmaría que esa tendencia a la baja todavía no ha terminado.

“Cada día intento salir a pista con un mismo objetivo, pero a veces se dan las cosas y otras no. Aquí me han tocado dos grandes rivales en las primeras rondas, todas las chicas están jugando muy bien, pero cada una juega distinto. Sevastova, por ejemplo, propuso un partido algo más lento que el de Pegula, eso ya es una gran diferencia. Pero no tengo excusa, soy ya muy madura para verme incapaz de adaptarme a estas cosas, necesito acostumbrarme mejor a este tipo de partidos. Es una derrota dura, sin duda”, amplió a actual Nº6 mundial tras su quinta derrota del año.

Las otras derrotas fueron ante Gasaova en Abu Dhabi, frente a Collins en Yarra Valley, con Muchova en el Open de Australia y de nuevo con Pegula en Doha. Seis victorias en cinco torneos, solamente unos cuartos de final y, lo más duro de todo, a 4.000 puntos de distancia de la Nº1 del mundo, Ash Barty. Por unos motivos u otros, la mejor versión de Karolina Pliskova hace tiempo que no se presenta en pista, aunque ella está dispuesta a no rendirse y recuperar su lugar en las rondas importantes. “No sabría qué decir, muchas veces las cosas suceden porque suceden, sin ninguna razón detrás. En cada partido hay que buscar las soluciones y yo no estoy siendo capaz de encontrarlas, lo mejor que puedo hacer es no pensar demasiado en por qué no están saliendo las cosas y seguir trabajando duro en los entrenamientos, intento aprender a diario para ser una mejor jugadora”.

Comentarios recientes