Los números niegan la catástrofe

España no ha perdido nunca una eliminatoria de Copa Davis tras ganar los dos primeros puntos. Rusia remontó dos veces en su historia un 0-2.

Después de una jornada brillante en Copa Davis para la Armada española con dos rápidas victorias de Tommy Robredo y Pablo Andújar, la derrota de hoy en dobles ajusta la eliminatoria hasta el 1-2, con lo que todo se decidirá mañana en los encuentros individuales bajo el techo de Vladivostok. ¿Qué precedentes tiene España tras ir 2-0 en el marcador? ¿Ha remontado alguna vez Rusia un 0-2 en el luminoso? Te lo contamos todo en el presente artículo.

Solamente una catástrofe podría dejar a España fuera de los puestos de playoff para ascender al Grupo Mundial de la Copa Davis. Eso es lo que dicen los números y las estadísticas del combinado nacional, ya que nunca en toda su historia dejó escapar una eliminatoria tras anotarse los dos primeros puntos de la misma. Una racha que dura desde 1921, año en el que la Armada disputó sus primeros partidos en la competición hasta hoy en día. Después de 197 citas en su historial, solo una hecatombe dejaría a España colgando de la segunda división y despidiéndose de Vladivostok con una sola derrota.

Enfrente aguarda Rusia, herida de muerte tras los fracasos del viernes a cargo de Andrey Rublev y Karen Khachanov, aunque con dos precedentes positivos en sus páginas, datos que conviene refrescar de manera obligada después del triunfo de Donskoy y Kravchuk en el encuentro de dobles. Hasta en dos ocasiones en su historia pudo Rusia darle la vuelta a la tortilla, pasando de un 0-2 a un 3-2. Ambas fueron jugando como local, datando la primera de ellas de la temporada 1984, cuando todavía existía la Unión Soviética. Alemania y Austria, curiosamente dos antiguas enemigas, fueron sus víctimas.

Con la caída de Marc López y David Marrera esta mañana, los miedos han vuelto a la mente del aficionado, temeroso de que Tommy Robredo pueda tener mañana un pequeño resbalón, de que a Pablo Andújar le entren las dudas disputando un quinto punto o de que el genio Rublev despierte de su lámpara en el momento menos indicado. Una serie de circunstancias que traerían a Vladivostok una acontecimiento nunca antes visto en la historia de España: ganar los dos primeros partidos y perder la eliminatoria.

De momento, la pelota está en el tejado de Rusia, concretamente, en el de Shamil Tapischev, quien deberá decidir qué dos jugadores deberá competir este domingo por intentar la hazaña local. En principio, debería de ser Khachanov y luego Rublev, aunque las molestias de ambos el primer día sumadas al gran rendimiento de Donskoy y Kravchuk podrían traer cambios a última hora. Menos incógnita existe en el banquillo de Conchita Martínez, que apostará el todo por el todo con Robredo y Andújar como últimas cartas.

¿Seguirá su curso la historia en Copa Davis o tendremos una desagradable sorpresa?

Comentarios recientes