Lisicki vuelve a ganar un partido oficial cuatros años después

Hay que ver cómo pasa el tiempo, la manera tan rápida en la que nos olvidamos de jugadoras que a punto estuvieron de entrar en la historia. Le pasó a Sabine Lisicki con aquella final de Wimbledon 2013, pero Marion Bartoli le alejó de ese sueño. Luego pasaron los meses, los años y las lesiones se la fueron llevando.

Así hasta cumplirse casi cuatro años de su última victoria oficial en un cuadro final WTA (Guangzhou 2018). Este martes, en el WTA 250 de Bad Homburg, la alemana de 32 años cerró ese ciclo gracias a su triunfo sobre Tamara Korpatsch (6-4, 7-6). Seguro que sabe más dulce que algunos títulos.

Comentarios recientes