Garbiñe Muguruza debuta con más eficacia que brillo

Garbiñe Muguruza se estrenó en Toronto con una trabajada victoria (6-4, 6-2) ante la belga Kirsten Flipkens. Vesnina o Barty, la rival en octavos.

La regularidad comienza a formar parte del esquema de Garbiñe Muguruza. La hispano-venezolana arrancó su andadura en Toronto con más eficacia que brillo (6-4, 6-2) en un trabado partido ante la belga Kirsten Flipkens.

Garbiñe abría la jornada en la central aún con las buenas sensaciones de la victoria en Wimbledon y el notable resultado en Stanford, donde alcanzó las semifinales. Al otro lado de la red se encontraba la veterana jugadora belga Kirsten Flipkens, una tenista venida a menos, pero que ya sabía lo que era derrotar a la española. En los cinco enfrentamientos previos, la victoria había caído tres veces del lado de la caraqueña, todas ellas sobre pista dura, incluida la última este año en Indian Wells.

El primer set arrancó de una forma algo fría, con los errores imponiéndose a los aciertos en ambos lados. A pesar de la diferencia de estilos, ambas buscaban con asiduidad la red. Además de la cada vez mayor presencia en la red, Garbiñe dejó entrever otras variaciones tácticas en el servicio, imprimiendo un mayor efecto liftado en los primeros.

[getty:826447718]

Consecuencia de la gran cantidad de errores, las rupturas se fueron sucediendo. Con 5-4 en el marcador, la española falló a la hora de cerrar el parcial con su servicio. Sin embargo, la belga perdió nuevamente su servicio, otorgándole a Garbiñe una nueva oportunidad que esta vez no desaprovechó. A pesar de los 29 errores no forzados, la pupila de Sam Sumyk fue capaz de llevarse el primer parcial por 7-5.

Muguruza aumentó la precisión al inicio del segundo set, y eso se tradujo en una mayor diferencia sobre la pista. La número 4 mundial hizo bueno los dos breaks de ventaja para cerrar el encuentro por 7-5 y 6-2.

Garbiñe se medirá en octavos a la ganadora del duelo entre Elena Vesnina y Ashleigh Barty.

Comentarios recientes