¿Alguien podrá destronar a las checas?

Analizamos los choques de cuartos de esta nueva edición de la Copa Federación. Las checas, las rivales a batir de nuevo.

El tenis femenino checo está sin duda viviendo su época dorada. A falta de una número 1, República Checa tiene un gran arsenal de muy buenas jugadoras: Kvitova, Pliskova, Safarova, Strycova, Allertova… Prueba de ello es que de las últimas 5 ediciones de la Copa Federación, el país centroeuropeo se ha llevado 4. Un aplastante dominio que veremos si continúa en este año 2016. Ya de entrada, las vigentes campeonas visitan ni más ni menos que a la Rumanía de Simona Halep, todo un hueso para arrancar la competición. Analizamos todos los enfrentamientos.

RUMANÍA-REP. CHECACluj – Dura (Indoor)

Las checas inician la búsqueda del 10 entorchado de Fed Cup en la difícil cancha de las rumanas que cuentan con su mejor jugadora, la número 3 del mundo Simona Halep, muy descansada tras caer a las primeras de cambio en el Abierto de Australia. Tienen eso sí la sensible baja de Irina-Camelia Begu, número 2 rumana y de la número 4, Alexandra Dulgheru. Equipo: Halep, Niculescu, Mitu y Olaru.

En la República Checa, Petr Pala tiene problemas parecidos a los de Rumanía. Tiene a su disposición a su mejor jugadora, Petra Kvitova, pero no a su segunda mejor espada, la también zurda Lucie Safarova. Entra como número 2 Karolina Pliskova, un recambio de lujo en cualquier caso. Equipo: Kvitova, Pliskova, Strycova y Allertova.

Una eliminatoria en la que las checas cuentan con cierto favoritismo, pero que puede ser neutralizado por el factor casa que favorece a las rumanas. El carácter aguerrido de Niculescu puede ser la llave en detrimento de la falta de pelea en la raqueta de Pliskova.

ALEMANIA-SUIZA – Leipzig - Dura (Indoor)

A priori la eliminatoria que cuenta con mejor cartel. Un duelo casi regional en el corazón de Europa entre la Alemania de la flamante ganadora del Abierto de Australia Angelique Kerber y la Suiza de la gran perla del tenis femenino mundial Belinda Bencic. Tremendamente igualada la serie, la presencia de Hingis en el dobles puede ser el factor clave.

Barbara Rittner dispone para su escuadra de dos jugadoras de garantías como son Kerber y Petkovic. Si bien será una incógnita ver el rendimiento de la de Bremen tras dos semanas agotadoras en Australia y también el de Petkovic, que no ha empezado bien el año. La ausencia la protagoniza la gran sacadora Sabine Lisicki. Equipo: Kerber, Petkovic, Beck y Groenefeld.

Por su parte, Suiza viaja a Leipzig con su equipo gala, o más bien, con su pareja de gala formada por Belinda Bencic (ganadora en Toronto en 2015) y Timea Bacsinszky (semifinalista en Roland Garros en 2015). Con la ilustre presencia además de la veteranísima Martina Hingis en el dobles Suiza apuesta fuerte este año en la competición. Equipo: Bencic, Bacsinszky, Golubic y Hingis.

FRANCIA-ITALIA – Marsella – Dura (Indoor)

Otro duelo totalmente colindante entre vecinos es el que dirimirán Francia e Italia en Marsella, exactamente en el mismo pabellón en el que se disputa habitualmente el torneo ATP 250 de la ciudad del sur de Francia. Las italianas han sido junto a las checas las grandes protagonistas en las últimas ediciones de la competición, habiendo ganado sus 4 títulos en los últimos 10 años. El factor cancha y la superficie rápida dan cierta ventaja a las bleus.

Amélie Mauresmo tendrá a sus órdenes a dos de las tres mejores tenistas francesas del ranking como son ‘Kiki’ Mladenovic y Caroline García, echando de menos la baja de Alizé Cornet. Un equipo de garantías en cemento para plantar seria batalla a las italianas. Equipo: Mladenovic, García, Parmentier y Dodin.

Mientras que las transalpinas no podrán contar con su mejor jugadora, la veterana Roberta Vinci, número 16 del mundo. En cualquier caso presentarán en Marsella un buen equipo con Sara Errani y la imprevisible Camila Giorgi, que en cemento es una rival muy complicada. En el dobles la experiencia de Schiavone es una importante baza. Equipo: Errani, Giorgi, Schiavone y Caregaro.

HOLANDA-RUSIA – Moscú – Dura (Indoor)

Las rusas, que han perdido las tres últimas finales que han disputado, vuelven a la carga ante el equipo claramente más flojo del Grupo Mundial. Holanda parece a priori la perita en dulce que se comerán las discípulas de Anastasia Myskina en su camino a las semifinales. Las rusas irán con gran parte de sus pesos pesados, especialmente con Maria Sharapova. Equipo: Sharapova, Kuznetsova, Makarova y Kasatkina.

Las holandesas buscan dar la campanada en el Olímpico de Moscú lideradas por su mejor jugadora, Kiki Bertens, que hizo un buen torneo en Hobart viniendo de la previa. Aunque ahora mismo no está siquiera entre las 100 mejores. Equipo: Bertens, Hogenkamp, Burger y Rus.

Comentarios recientes