Indian Wells 2023. Análisis de la final femenina Rybakina-Sabalenka

Desgranamos el duelo entre la kazaja y la bielorrusa, que repiten la final del Open de Australia y llegan en un magnífico momento de forma.

Aryna Sabalenka y Elena Rybakina se medirán en la final de este domingo en Indian Wells. Foto: Getty
Aryna Sabalenka y Elena Rybakina se medirán en la final de este domingo en Indian Wells. Foto: Getty

Elena Rybakina y Aryna Sabalenka lucharán por el título de Indian Wells en la gran final que se disputa este domingo. Ambas jugadoras han desplegado un tenis espectacular durante el torneo y de hecho en semifinales han derrotado a las que fuesen las finalistas de la edición pasada -Swiatek y Sakkari- Por un lado, la jugadora kazaja se impuso a la ganadora del título, Iga Swiatek por 6-2 y 6-2 mientras que la bielorrusa no dio opción a la subcampeona Maria Sakkari, a la que derrotó por 6-3 y 6-2, lo que demuestra que las dos jugadoras han sido muy superiores a sus rivales en la penúltima ronda de este torneo.

En el caso de Sabalenka será su sexta final de WTA 1000, habiendo ganado las cinco primeras, mientras que para Rybakina será la primera ocasión en la que pise una final de este tipo de eventos. De todos modos, se presupone un partido de máxima igualdad, pues aunque la kazaja sea debutante en esta ronda, ya es una jugadora con muchas tablas y que cuando su tenis funciona puede ganar a cualquiera. Además, si algo ha demostrado Elena durante las dos últimas temporadas es que jamás le tiembla el pulso en los momentos calientes de los duelos, por lo que a pesar de que Sabalenk parta como ligera favorita, Rybakina también contará con muchas opciones.

ESTADO DE FORMA

Por un lado, Sabalenka llega a esta final como la jugadora más en forma del circuito, pues ha superado un cuadro realmente duro para alcanzar esta última ronda y además tiene una oportunidad de oro para recortarle un buen número de puntos (400) a Swiatek en la pelea por el número 1. Hay que destacar que en su camino a la final la bielorrusa tan solo se ha dejado un set ante Krejcikova -otra de las tenistas más en forma- y que a lo largo del torneo ha logrado victorias aplastantes ante dos jugadoras del top 10, primero contra Gauff, donde solo se dejó cuatro juegos y después ante Sakkari, que solamente perdió cinco.

Por su parte Rybakina también se presenta a la cita habiendo perdido únicamente un set. Su camino tampoco ha sido nada sencillo, ya que abrió ante toda una campeona de Grand Slam como Sofia Kenin, que de hecho fue el duelo donde más sufrió (7-6 y 7-6), para después medirse a Paula Badosa, vencedora en Indian Wells 2020. Ya en rondas finales también se tuvo que emplear a fondo para derrotar a Muchova, que fue el encuentro en el que se dejó una manga, para después alcanzar la excelencia en su choque de semifinales frente a Iga Swiatek, a la que jamás dejó entrar al partido.

H2H Y GANAS DE REVANCHA

Si algo tendrá el partido será un deseo de revancha por parte de Elena Rybakina, que jamás ha derrotado a Aryna Sabalenka en partido oficial -sí lo ha hecho en exhibición-. En total se han enfrentado en cuatro ocasiones y todas ellas ha vencido la bielorrusa, aunque nunca de manera sencilla, de hecho, todos sus duelos se han ido a tres mangas, por lo que su nivel es muy parejo a pesar de que cuando se consulta el h2h de forma rápida parece que el dominio de Sabalenka sea aplastante.

Sus estilos de juego son muy similares y las dos dependen mucho tanto de su servicio como de sus primeros tiros, por lo que se espera una final sin demasiados peloteos y con ambas intentando llevar la iniciativa, pues seguramente la jugadora que más acertada esté con sus tiros ganadores será la que se lleve el gato al agua. Sin embargo, esto no parece fácil de predecir ya que ambas están sintiendo genial la pelota y su momento de forma recuerda al del pasado Open de Australia, cuando se presentaron en la final con sensaciones similares y brindaron un partido que se llevó Sabalenka, pero que sobre todo fue una delicia para los aficionados.

En juego, no solamente estará el título, ya que las dos puedes acercarse a nuevas metas en el ranking WTA. En el caso de Sabalenka podría acercarse a Swiatek y recortar la diferencia a 2885 puntos, una cifra muy alta, pero que si tenemos en cuenta todo lo que defiende la polaca en los próximos meses podrían no ser tantos, ya que además parece que la actual número 1 tiene algunos problemas físicos. En cuanto a Rybakina, también tiene la opción de acercarse al top 5. Por ahora ya tiene asegurado salir como la número 8 y en caso de ganar será la nueva número 7.

No hay duda de que esta final va a deparar grandes emociones y se espera un choque que se decida por mínimos detalles, por lo que aprovechar las oportunidades será lo más importante, ya que ninguna de ellas suele conceder mucho al servicio.

Comentarios recientes