Garbiñe Muguruza va muy en serio en Roma

Garbiñe Muguruza consiguió su acceso a las semifinales del Premier Event de Roma tras derrotar en tres sets a Venus Williams.

Da igual que haya llegado con muchas más derrotas de las esperadas, con problemas de consistencia mental o simplemente por bajo estado de forma. El gen ganador de Garbiñe Muguruza se activa en cuanto se acerca un Grand Slam, siendo en estas fechas dónde practica su mejor tenis. Hoy, consiguió vencer a la estadounidense Venus Williams por 6-2, 3-6 y 6-2, consiguiendo su acceso a las semifinales del Premier Event de Roma, algo que le da mucho impulso de cara a defender su corona en Roland Garros.

Garbiñe Muguruza saltó a la pista con unas sensaciones bien diferentes a las dejadas en Madrid, donde cayó inexplicablemente en la primera ronda. La tenista nacida en Caracas logró el break en el segundo juego del partido, siendo agresiva, tratando de derribar el muro que desde el primer momento Venus Williams planteó. A diferencia del resto de partidos de la tenista española, Garbiñe no bajó el pistón y siguió jugando a ese gran tenis que le hizo campeona en Roland Garros la temporada pasada.

Cuando la presión pasó a un segundo plano, la lógica del tenis fue imponiendo su ley. Los precisos y potentes golpes de Muguruza, fruto de una gran movilidad desde el fondo de pista, iban poco a poco derribando los ladrillos de la barrera estadounidense. Segura al servicio y atenta al resto, los breaks fueron cayendo y en apenas 28 minutos de juego, el 6-2 favorable a la española ya lucía en el marcador de la pista central del foro itálico.

[getty:684268002]

Se las prometía muy felices Garbiñe. La contundencia con la que la tenista española había resuelto la primera manga conmocionó a Venus, que salvó una bola de break al inicio del segundo parcial. Ese fue sin duda el punto de inflexión. La mayor de las Williams decidió arriesgarse más con sus tiros, encontrando golpes ganadores que hacía inquietar a Muguruza. Esta estregia provocó que la norteamericana consiguiese romper el servicio de la española y empatar el partido a un set.

Cuestión de madurez o trabajo, lo que es evidente es que Garbiñe Muguruza ha experimentado un gran avance a nivel mental. Las derrotas encajadas en primeras rondas la han hecho aprender. La presión de poder ser la sorpresa negativa de la jornada se acumulaba sobre la espallda de la española, y Venus no bajaba el listón. Pero el momento más difícil trajo consigo la mejor versión de Muguruza. Su poderoso revés a dos manos volvió a causar estragos en el juego combativo de Venus, que en el cuarto juego perdió su servicio y le daba a Garbiñe una ventaja de 3-1 y servicio para la número siete del mundo.

Dicha ventaja fue suficiente para Garbiñe, que manteniendo todos sus saques con gran consistencia cerró el partido por 6-2, 3-6 y 6-2 en una hora y 44 minutos de juego, metiendo a Muguruza en semifinales del Premier Event de Roma. En dicha ronda, la tenista española se medirá a la ucraniana Elina Svitolina, que en el día de hoy venció a la checa Karolina Pliskova.

Comentarios recientes