Basilashvili da la sorpresa y derrota a Bautista en la final de Doha

El tenista georgiano se proclamó campeón del ATP 250 de Doha 2021, después de derrotar a Roberto Bautista en dos trabajados sets.

Nikoloz Basilashvili. Foto: Getty Images
Nikoloz Basilashvili. Foto: Getty Images

El tenis, como la vida misma a veces te da segundas oportunidades. Pero para llegar a ellas y aprovecharlas se precisa de un trabajo muy duro, una gran humildad y sobre todo, un talento innato. Esas cualidades las ostenta el bueno de Nikoloz Basilashvili, un jugador que apuntaba muy alto hace algunas temporadas, quizá demasiado, y al que las lesiones y los problemas extradeportivos le bajaron al lodo, llegando a tener una racha muy extraña de ver en jugadores que se encuentran dentro del top 50. Tras mucho tiempo luchando por salir de él, ha culminado un arduo camino y ha abierto otro que aspira a que sea exitoso, con el título conquistado en Doha ante el español Roberto Bautista por 7-6 (5) y 6-2.

Basilashvili ya avisó de su buen momento de forma, llegando a la gran final derrotando a jugadores de gran talla como son el australiano John Millman, el suizo Roger Federer o el estadounidense Taylor Fritz. Hoy en la final no tenía un rival nada fácil y es que Roberto Bautista tiene un idilio muy especial en Doha, donde consiguió proclamarse campeón hace dos años. Recordemos que el año pasado no pudo disputar el torneo porque jugó la ATP Cup representando a España.

Ambos jugadores basan su juego en el intercambio desde el fondo de pista, pero los nervios por disputar la final parecieron atenazarles. Se desató un duelo de tú a tú, realmente equilibrado, y en el que Bautista intentó siempre llevar la iniciativa y subir a la red. Basilashvili no tuvo excesiva habilidad para pasarle, pero cuando lograba recluir a Bautista al fondo de pista, sabía cómo atacarle a la perfección. Bautista flojeó un poco en el lado del drive, y el georgiano incidió por ahí sin ninguna piedad.

Bautista no tuvo oportunidades de romper el saque de Basilashvili

El servicio de Basilashvili no fue ese arma inexpugnable que acostumbra a torturar a todo rival durante este torneo de Doha. Desde los primeros compases del partido, se observó que el georgiano no era un simple comparsa. Mostró una gran actitud, y aunque no llegó a tener bolas de break a su favor, consiguió adjudicarse la primera manga en el desempate.

Con el marcador a su favor, Basilashvili sacó a relucir su mejor tenis y presionó mucho a Bautista al resto. En un visto y no visto, el bueno de Nikoloz se vio con dos breaks a su favor y un camino libre para la conquista de su cuarto título como profesional, tras los conseguidos en Hamburgo en los años 2018 y 2019 y Beijing 2019. Buena semana de Basilashvili que redondeó una semana fantástica con el título en Doha.

Comentarios recientes