Zverev no da un solo respiro a Felix

El tenista alemán cierra la jornada en Beijing con una contundente y cómoda victoria ante un apagadísimo Felix Auger-Aliassime.

Alexander Zverev. Foto: Beijing
Alexander Zverev. Foto: Beijing

La que prometía ser una de las grandes citas de la jornada en Beijing, pasándose al último turno del día, ha terminado siendo prácticamente un trámite para Alexander Zverev, que dominó a placer su contienda ante el canadiense Felix-Auger Aliassime. Dos jugadores muy necesitados de victorias en estos últimos meses, fue el alemán el que logró calmar sus propias necesidades para mostrar un nivel muy superior al del joven jugador norteamericano. Desde el quinto juego, el partido se evaporó, dejando nuevamente muchas dudas del tramo final de temporada de Auger-Aliassime.

El partido, bien es cierto, comenzó rápido y firme, con un punto de vértigo prometedor. Aunque Felix tuvo que afrontar bolas de break en el primer turno, los cuatro primeros juegos fueron por un cauce de igualdad que hacía interesante el desarrollo posterior, pero no pasó de ahí. A partir de la primera rotura, exponiendo Sascha un nivel de activación al resto más que notable, el partido se desmoronó desde el otro lado de la red. En lo táctico, Alexander pasó a dominar la línea y el centro para dirigir con sus manos multitud de bolas muy dañinas.

Especialmente complicado fue para Felix cubrir el lado de su drive cuando el germano buscaba el paralelo de revés. Sin tener muy claro qué hacer con el segundo tiro tras servicio o resto, Aliassime fue condenándose entre errores forzados y no forzados para ofrecerle un contexto cómodo y apacible a Zverev, quien cerró la primera manga con una nueva rotura y una dejada letal que tuvo mayor continuidad en la reanudación, en la segunda manga, aún más contundente para el europeo.

Con la confianza herida tras ceder dos veces su servicio, Felix se quedó sin reacción ni patrón de juego. Lo intentó invirtiéndose con más insistencia pero su mano no estaba. Zverev conservó bien sus turnos al saque y rompió por tercera vez en el tercer juego del segundo acto, desequilibrando por completo un partido en caída libre. Preocupante por su desempeño en los últimos meses, Auger-Aliassime cedió por 6-3 y 6-1 ante un Zverev sólido y con cierta continuidad a lo largo del partido, parámetros y sensaciones más que cálidas de cara a las últimas rondas del torneo chino.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes