Auger-Aliassime: "Lo que más me gusta del tenis es su lado competitivo"

El tenista canadiense relfeja su personalidad como competidor en una entrevista en la que reconoce que siempre ha querido ser tenista profesional. 

Felix Auger-Aliassime. Foto: Getty
Felix Auger-Aliassime. Foto: Getty

El último grande de la temporada libra la enésima batalla en el tenis masculino entre los tres mejores tenista del mundo, de este siglo y puede que de la historia. Mientras ellos corren por despedirse en lo más alto, al otro lado del ring se sigue buscando al talento que rompa todo lo establecido. Y aunque aún le queda mucho para serlo, Felix-Auger Aliassime espera agazapado para dar, no el primer golpe, pero sí el más contundente. El mundo del tenis hace tiempo que anotó su nombre, uno que desde muy temprano supo lo que quería ser en el mundo del tenis.

Este tipo de talentos tan precoces, como ha reflejado la revista 'Vogue' en una reciente entrevista con el jugador canadiense, comparten un sentido de naturalidad y pertenencia al juego, en primera instancia, que va creciendo hacia la competición, el terreno por el que todo tenista profesional sueña una vez se siente tenista profesional. En ese viaje entre la infancia en la que uno comienza a golpear la pelota hasta verse como un jugador que quiere ganarlo todo también se reflejado Felix.

"Federer es una divinidad, pero jugar y habla con él redujo esa distancia"

Auger-Aliassime sigue teniendo su mayor margen de mejor al mejor de cinco sets, el formato competitivo que se le está resistiendo al relevo generacional. Más todavía a un chico de 19 años que está comenzando a escribir su historia. Pero si algo destaca en él es su capacidad competitivo, un aspecto del tenis que, casualmente, es quizás lo que más le gusta de su profesión.

“Realmente no tengo memoria de no jugar, no me recuerdo sin una raqueta. Y a una edad muy temprana ya dije que quería ser un tenista profesional. Diría que lo que más me gusta del juego es su lado competitivo. Es un duelo, como el ajedrez o los gladiadores. Son dos jugadores que se enfrentan y encuentran soluciones, y eso realmente me gusta, pero eso no es todo. Lo mejor en mi opinión es el sonido de una pelota cuando la has golpeado bien".

Para comprobar cómo pueden reclamar un lugar en la cima del tenis sin esperar a que los que ahora mandan se retiren, una de las cosas que podría marcar la diferencia es tratar de separar la admiración de la competitividad y el deseo de ganarles, algo que Felix parece haber experimentado. "De niño ves a Federer con mucha distancia, es casi como una divinidad. Pero para mí hablar con él y jugar con él redujo un poco esta distancia".

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter