Sharapova: "Buscaré con mi equipo un medicamento legal, que sea sustitutivo del Meldonium"

La rusa sigue declarando que no ve justa su sanción de 2 años "por un error honesto" y apunta directamente a la ITF: "No están haciendo las cosas de forma correcta".

Maria Sharapova vuelve a dar otra entrevista a un medio estadounidense, en el que declara de nuevo que no considera justa la sanción que le han impuesto aunque admite su error al no haber consultado con su agente a final de 2015 la lista con sustancias prohibidas para este 2016. La rusa asegura que intentará buscar un medicamento sustitutivo del Meldonium para 2017 y que sea legal poder tomarlo.

Todas estas entrevistas que Sharapova está concediendo forman parte de una campaña de intento de limpieza de su imagen. "Estoy orgullosa porque lo que dije a todo el mundo en los primeros días tras ocurrir todo, es lo mismo que estoy diciendo ahora", explica Maria, que denomina su error como "un error honesto". "No creo que sea correcta una sanción de dos años por esto", admite.

"He admitido mi error pero también creo que había una responsabilidad por parte de la ITF y otras organizaciones que tenían que notificarme de las sustancias prohibidas, especialmente cuando alguien estaba tomando una sustancia que era completamente legal por 10 años y de un día al otro se convierte en ilegal. No tienes noticias, ni emails, ni comunicaciones directas como otras asociaciones o federaciones sí tuvieron", asegura Sharapova, que sigue señalando a la ITF. "Ellos no están haciendo las cosas de la forma correcta".

Preguntada sobre por qué cree ella que la ITF le había sancionado aun a pesar de que el CAS ha considerado que no hubo intención por parte de la tenista de doparse, ella responde. "Según las reglas de la ITF, el mínimo que me pueden sancionar es un año. Luego, me han impuesto una sanción de 15 meses porque yo no he delegado de forma correcta el trabajo en mi agente. No comprobé con él a final de 2015 la lista de sustancias ilegales. De ahí los 3 meses extra".

Maria cree que desde el mundo del tenis, se le respeta. "Yo soy una guerrera, una luchadora, y creo que mis compañeras y los fans respetan eso y he tenido un impacto en muchos millones de personas. Por la calle y en los aeropuertos, muchos se me acercan y me desean que vuelva pronto", comenta la rusa, que no teme afrontar abucheos en su regreso. "En el pasado me han abucheado y seguro lo harán en el futuro por otros motivos. Eso es parte del deporte y me encanta", reconoce.

Para acabar, preguntada sobre qué hará ahora, teniendo que dejar el medicamento que ha tomado durante 10 años, el Meldonium, Sharapova confiesa que buscará con su equipo "un medicamento sustitutivo, algo que sea legal y que se pueda tomar".

LA APUESTA del día

Comentarios recientes