Garbiñe Muguruza: "Cuando decida para qué país juego, me voy a crear muchos enemigos"

Garbiñe Muguruza se sincera con Punto de Break sobre su elección de representar a España o Venezuela en la Copa Federación. Una entrevista donde la hispano-

Garbiñe Muguruza, la raqueta número dos de España, charló en exclusiva con Punto de Break sobre su actual situación. Garbiñe se sinceró y explicó los motivos de por qué aún no ha decidido a qué país representará en la Copa Federación, si España o Venezuela. También destapó antiguas sensaciones que vivió por el 'boom mediático' de Miami y cómo el parón de seis meses le modificó la manera de afrontar diferentes situaciones. Una entrevista distendida donde se puede conocer a la Garbiñe Muguruza más sincera y transparente.

Garbiñe acude a la cita puntual. Es bien temprano en la mañana en Barcelona pero llega con una sonrisa de oreja a oreja. Le queda todo el día de entrenamiento por delante pero lo afronta de la mejor manera posible: sonriendo y con buen humor.

Muguruza vuelve a enfrentarse a los micrófonos de la prensa tras estar unos meses fuera de todo foco mediático. A día de hoy se encuentra recuperada y con ganas de volver a hablar dentro y fuera de las pistas de tenis.

Los tenistas esto de estar sin competir no lo llevan muy bien…

La verdad es que no. Se hace raro porque compito todo el año y cuando tienes una lesión y tienes que estar acá cada día es muy duro. Para un deportista lesionarse es lo peor que le puede pasar. Sigue la motivación y quiero volver a jugar al cien por cien, pero es duro, muy duro.

Siempre que los tenistas se lesionan sacan cosas positivas del tiempo que están sin competir.

Cuando uno está bien no piensa en que realmente está bien. Y cuando está mal piensas en todo lo que te pierdes y la suerte que tienes cuando estás bien y viajas y vas a los torneos. Te ayuda a abrir los ojos. Aprendes a valorar. Tengo mucha suerte en hacer lo que hago.

¿En este periódo de parón trabajó el aspecto mental de alguna manera en particular?

No trabajé algo específico. Pero aún así trabajas la cabeza sin querer. Imagínate que no podía caminar, no podía respirar (Garbiñe también se sometió a una operación de nariz). Te hace ser un poco más humilde. Maduras en diferentes aspectos.

¿Antes no era tan humilde?

No. Ahora me veo más humilde. Me enfadaba más por cualquier cosa. Le doy más importancia a las cosas que sí puedo hacer. Pasé un tiempo donde no podía hacer muchas otras cosas. Humilde conmigo misma. En aceptar el día a día.

Imagino que no se le pasó por la cabeza abandonar en ningún momento, ¿verdad?

Nunca se me pasó. Nunca tuve nada que me hiciese plantear dejar de jugar. Vivo en España solo por el tenis.

¿Únicamente por el tenis?

Sí. Completamente. Mi familia vive en Venezuela y mi madre está aquí únicamente por el tenis.

¿Su padre también por allá?

Sí. Mi padre vive en Venezuela. Su trabajo está allí. Estamos totalmente divididos.

¿Qué es lo que le mueve para levantarse cada día a entrenar?

Sé que tengo muchas cosas para ser buena. Mi cuerpo me ayuda, tengo talento, facilidad. A la que me esfuerzo consigo buenos resultados. Llevo desde los 3 años entrenando a tenis. Es todo lo que he hecho en mi vida. Jugar, jugar y jugar. Mi objetivo es ser lo mejor posible. No tengo otra cosa en la cabeza. No existe nada más.

¿Le preocupa la fama que podría llegar a conseguir a futuro?

No. Si lo haces bien es como una especie de recompensa todo lo que te venga alrededor. Es positivo si lo sabes llevar.

Es importante estar bien rodeada...

Tengo el mejor equipo posible. He conseguido un entorno realmente bueno. Todos son buenos.

Tengo la sensación que este tiempo que estuvo lesionada decidió apartarse de la prensa. Apenas se supo de su recuperación y su vida. ¡Se aisló mucho!

Sí. Estuve un poco al margen. El tema de España y Venezuela me está fastidiando un poco. Entre que estaba lesionada y un poco deprimida no quería saber nada de nadie. Estos tres meses no existí.

¡Lo cumplió!

Estuve intentando evadirme de la prensa, de las entrevistas porque no sabía ni qué decir ni qué pensar.

¿Qué es lo que no le gusta de la prensa?

Cuando hay un tema que te genera dudas o no lo ves claro, que la gente te pregunte te hace como sentirte mal.

¿Lo siente como un ataque?

No. No como un ataque. Pero cuando no lo sé, es una situación incómoda. La gente te intenta meter el dedo en la llaga.

¿Ahora habla más del tema de su elección entre Venezuela o España?

Sí. Ahora me siento mejor, tengo el ánimo más alto y ya voy jugando y no tengo problemas en hablar.

Entonces la pregunta del millón es, ¿está definido con qué país jugará el año que viene?

No.

¿Por qué?

Es un cúmulo de muchas cosas. Mi familia vive allí (Caracas, Venezuela) pero yo aquí (Barcelona, España). Entonces no me decanto más por un sitio que por otro.

No debe ser fácil estar en su piel.

El problema es que no lo veo claro y no sé qué decidir. Estoy a un cincuenta/cincuenta. Si voy allí me voy a sentir mal, porque a lo mejor debería estar aquí. No sé. Es todo tan tan confuso.

Comprendo.

Mira, va a llegar un día que me levante y diga: ¡Ya está juego para aquí o allá! Pero hoy en día si decido por cualquier sitio, me siento mal.

¿Por el hecho de que se siente mal si eligiera una u otra está retardando la decisión?

Sí.

Entonces eso le vendrá solo, tendrá que sentirlo…

Si. Es así.

¿Es decisión únicamente suya?

No. También de mi familia. Estamos todos divididos.Es que en serio, si elijo me siento mal. Entonces no elijo.

Tiene pinta que en 2014 todo seguirá igual.

El año que viene no creo que vaya a jugar nada. No decidiré nada.

¿Tiene miedo a lo que se diga de usted?

Miedo no, pero sé que es una decisión importante y que me va a marcar mucho. Yo sé que me voy a crear muchos enemigos tanto si juego con uno como con el otro.

¡Mucha responsabilidad, Garbiñe!

Ojalá lo pudiese decidir ya y quitarme esto de encima. Estoy metida en un hueco.

En Punto de Break los lectores suelen comentar los artículos. ¿Lee los comentarios de la gente?

Desde que me dijeron de todo en uno, decidí nunca más leer los comentarios de los artículos. Me empezaron a insultar, a decir de todo y dije nunca más. Afecta lo que la gente te dice, entonces preferible no leer nada.

Algunas ventajas de representar a España son...

España tiene mucha más tradición de tenis. Hay más jugadoras. Pero la parte negativa es que aquí estaría más sola.

¿Y de Venezuela?

Allí hay menos jugadoras y yo sería la jugadora más importante, tendría más atención. Estaría mi familia.

¿Por qué se va a Miami las dos últimas semanas de pretemporada?

Porque soy de IMG y aquello es de IMG. Siempre me dijeron de ir a probar. Ahora que llevo 6 meses aquí entrenando me apetece un cambio de aires. Juego con gente nueva, calor…(risas).

Hablando de Miami, allá usted se hizo conocida. De repente, todos los focos mediáticos se volcaron en su figura. ¿Fue un poco exagerado todo lo que pasó mediáticamente?

Fue demasiado todo eso. Yo fui a Miami habiendo jugado torneos 10.000$ y 25.000$. Llegué acá y la gente haciéndome entrevistas, preguntándome, llamándome. Me preguntaba a mí misma: “¿Qué ha pasado?”.

He leído algunas piezas que le sacaron en esa época en algunos medios y la vendían como la inminente número uno.

Me volví loca. Me afectó muchísimo. Muy mal. Era una presión que no tocaba…

De no ser nadie a, de repente, tener toda la atención de los periodistas.

Exacto. Había pasado de ser nadie, una chica normal a que de repente todos se interesen por mi. Me costó llevarlo, me afectó a mal.

¡Fue todo de golpe!

Hice un salto demasiado grande. Mucha subida de ranking, de repente estaba jugando en pistas centrales, en torneos grandes. Me pilló de sorpresa. Hizo que me afectara en los demás torneos.

Uno no está acostumbrado a tanto cambio.

No. Me relajé. Me bajó la intensidad. Eso sí, nunca más me vuelve a afectar esto.

Buena conclusión.

La gente se interesa si ganas. En el fondo es así. Si juegas bien y pierdes, pues nada. Por mucho que uno quiera verlo de otra manera es así. Todo resultadista.

¿Ha pensado en algún negocio fuera del tenis?

Me gustaría una línea de ropa. Pero lo que más me gustaría sería algo relacionado con la cocina. ¡Me encanta hacer dulces!

Defíname con una palabra a sus compañeras españolas.

Carla Suárez: Talento

Tita Torró: Fuerza de voluntad

Lourdes Domínguez: Experiencia

Silvia Soler: Trabajadora

Anabel Medina: Experiencia 2 (risas)

Lara Arruabarrena: Constancia

LA APUESTA del día

Comentarios recientes