Se revela qué lesión tiene Carlos Alcaraz en el pie izquierdo

La Vanguardia ha dado a conocer qué lesión sufre el murciano en su pie izquierdo y que le puede limitar en las ATP Finals, último torneo del año.

Esta es la lesión que tiene Carlos Alcaraz en el pie. Foto: Getty
Esta es la lesión que tiene Carlos Alcaraz en el pie. Foto: Getty

En las últimas semanas, Carlos Alcaraz ha visto mermada su capacidad física por una serie de molestias. Así lo confirmó él mismo hace dos semanas a su llegada a París. Pese a que durante el Media Day en Turín confesó llegar mejor preparado de lo que pensaba, lo cierto es que arrastra una lesión en el pie que le hace llegar al límite a este último torneo de la temporada.

Así lo confirma La Vanguardia. El murciano sufre una fascitis plantar en el pie izquierdo, que le provoca dolor y le condiciona a su juego. Esta lesión provoca un dolor intenso en la fascia del pie y que se extiende por toda la parte inferior, desde el talón hasta los dedos de los pies, aunque se centra sobre todo en el talón y en el arco interno.

La fascia cumple una función muy importante ya que es la responsable junto a otras estructuras del pie de mantener el arco plantar, absorber y devolver la energía que se produce al caminar y amortiguar el impacto que se produce cuando el pie choca contra el suelo para proteger los metatarsianos. En un tenista, es evidente que es una lesión que limitaría por completo la actividad física.

Su fisio, Juanjo Moreno, lleva trabajando muy duro en las últimas semanas para que Carlos llegue lo mejor preparado a este último torneo del año y que se gane unas merecidas vacaciones que le permitan empezar 2024 de la mejor manera posible. El tenista viene recibiendo un tratamiento que consistiría en masajes en la zona dolorida, estiramientos y aplicación de hielo para bajar la inflamación, así como descansar la zona lo máximo posible. No por nada llevaba estos días chanclas para ir del Hotel al torneo.

Quiere acabar el año lo mejor posible

Carlitos espera que la fascitis le dé una pequeña tregua y pueda completar el torneo lo mejor posible. Si ha podido entrenar estos días, es que las molestias no son tan importantes como para evitar que pueda ni siquiera jugar. Este tipo de lesión es bastante peculiar ya que hay días donde la inflamación es más alta o más baja y no tiene un tiempo estimado de recuperación ya que depende un poco de la evolución y la respuesta del pie al tratamiento. Es decir, puede durar dos semanas o dos meses. Esperemos que Alcaraz pueda terminar el torneo sin problemas y que la lesión vaya desapareciendo poco a poco.

Comentarios recientes