La anécdota entre Nadal y Federer tras la final del Masters 1000 de Hamburgo

En uno de los pocos duelos que pudo ganar Roger Federer a Rafael Nadal en tierra batida sucedió algo que el balear siempre recordará. Tal y como comentó a los micrófonos de la cadena Cope, Nadal finiquitaba su racha de 81 victorias consecutivas sobre arcilla, pero, aún así, le pidió a Roger un favor muy especial: "Después del encuentro, cuando llegué al vestuario, vi que él se estaba duchando y cuando terminó, le pedí que si podía firmarme su camiseta y yo quedármela para el recuerdo. En esa camiseta Federer puso: "81, felicidades por un récord increíble e inalcanzable, Roger"”. Otro gran gesto entre estas dos leyendas que nos recuerda que en el tenis no solo hay rivales.

Comentarios recientes