Shapovalov sobrevive al abismo y vuelve a conocer la victoria

Denis Shapovalov llegaba a Wimbledon 2022 con una mochila de seis derrotas seguidas. No es una carga que resulte fácil de manejar, en especial en un jugador de cabeza y mente tan volátil y tan acostumbrado, en ocasiones, a este tipo de rachas de irregularidad. Sin embargo, el torneo londinense se ha convertido en una pequeña salvación para él: estuvo muy cerca de volver a sucumbir tras colocarse dos sets a uno abajo ante Arthur Rinderknech, pero Denis reaccionó a tiempo y volvió a saborear la victoria, con el mérito extra de hacerlo en un duelo tremendamente ajustado que le exigió un plus a nivel mental (6-1, 6-7(6), 6-7(4), 6-4, 6-1). Ni perder los dos tie-breaks (prueba de que aún hay mucho trabajo por hacer) desanimó al canadiense, que tendrá difícil igualar las semifinales del año pasado pero que, por lo pronto, ya está en segunda ronda.

Comentarios recientes