Leo Mayer y un retiro que parece cada vez más cercano: "Son mis últimos torneos"

El tenis argentino es uno de los más representativos de este deporte. La influencia de Guillermo Vilas, el legado de Gabriela Sabatini, la prestancia de Batata Clerc, toda la camada de la dorada Legión y la destreza de un crack como lo es Juan Martín Del Potro. Sin embargo, habrá algunos nombres, cuyo nivel no se acercó nunca al de estos fuera de serie, pero que quedarán para siempre grabados a fuego con la historia argentina. Y uno de ellos es Leonardo Mayer. El correntino fue fundamental en el título de la Copa Davis de 2016 (la única para el país): se bancó la serie en Gdansk contra Polonia, definió el quinto punto en Glasgow frente a Gran Bretaña y se quedó con un partido infernal y eterno ante Joao Souza en un repechaje para no ir al repechaje en 2015. Sin embargo, el físico le está empezando a jugar una mala pasada (padece molestias en la cadera, según informó nuestro colega Sebastián Torok) y la posibilidad del retiro está cada día más presente en su cabeza. De hecho, le dijo a Taro Daniel, verdugo suyo en la segunda ronda del Challenger de Biella, que "son mis últimos torneos". Habrá que ver hasta dónde carbura la máquina. Mientras tanto, sólo queda verlo disfrutar estos bailes finales.

Comentarios recientes