Shapovalov sigue batiendo récords

El canadiense se mete en los octavos de final del US Open y se convierte en el tenista más joven en esta ronda de un Grand Slam en los últimos 19 años.

Denis Shapovalov no se cansa de batir marcas y se metió en los octavos de final del US Open al derrotar por 36 63 63 1-0 RET al británico Kyle Edmund, cuya espalda le impidió seguir en un encuentro donde el canadiense volvió a demostrar que no tiene miedo de absolutamente nada y que ha llegado al circuito para decir muchas cosas.

Cuando uno ve jugar a Shapovalov, ve a uno de esos grandes tenistas jóvenes que en otras épocas asombraban a edades tempranas. El canadiense ha pasado de jugar torneos ITF y Challengers a Masters 1000 y Grand Slam en pocos meses y lograr actuaciones memorables que sorprenden a propios y extraños. El joven tenista nacido en Tel-Aviv empieza nervioso y Edmund, también joven pero más experimentado, aprovecha eso para meter una diferencia de 3-0 nada más comenzar el partido.

[getty:841611454]

Shapovalov se centra, una vez soltado los nervios iniciales, y su bonito revés cruzado a una mano empieza a hacer daño al británico, que ve cómo su rival ha llegado al partido. Edmund ve cómo Denis le iguala a 3 el set, pero aprovecha los errores de un impaciente a veces Shapovalov y logra otro break que le permite llevarse la primera manga a su favor.

Denis sabe usar sus armas a la perfección. Usa su magnífica derecha invertida para ir minando la moral del rival y tira el revés con una naturalidad que asusta. La profundidad que Shapovalov tiene con este golpe puede hacerle lograr grandes tardes de gloria en el circuito. El canadiense empieza a tomar temperatura con el paso de los minutos y sus golpes empiezan a hacer realmente daño en un Kyle cuya derecha es la que le mantiene vivo en el set pero un break en los últimos juegos de esta segunda manga y después de mucha lucha, hace que Denis iguale el marcador.

[getty:841620634]

En el tercer set vemos el tenis más igualado de todo el encuentro pero recorría en el aire una pequeña sensación de que si alguien podía romper el servicio al otro ese sería Shapovalov. Y así fue. Con algún que otro golpe que levantó a más de uno en la grada, el canadiense empezó a poner tierra de por medio en el marcador hasta que la espalda de Edmund dijo basta. El británico fue tratado en varias ocasiones de la parte alta de la columna pero no pudo lograr ningún juego más desde que notó los dolores. Desdibujó un poco el final de un partido que estaba gustando por el tenis que estaban mostrando los dos e hizo que el británico se retirara al comienzo de la cuarta manga.

Con este resultado, Shapovalov se convierte en el tenista más joven en alcanzar unos octavos de final de un Grand Slam desde Marat Safin en Roland Garros 1998 y en el US Open desde Michael Chang en 1989. Eso dice mucho de la clase de jugador que estamos contemplando en la actualidad. Peleará por un puesto en cuartos ante Pablo Carreño.

Comentarios recientes