Djokovic pone con ventaja a Serbia ante España

El serbio derrotó de forma clara a Albert Ramos en tres sets y suma el primer punto para Serbia en los cuartos de final de la Copa Davis ante España.

Novak Djokovic no dio lugar a sorpresas y derrotó de forma clara a Albert Ramos en tres sets, 6-3, 6-4 y 6-2 en poco menos de dos horas de encuentro. El español nunca terminó de encontrarse cómodo en pista y sus golpes no terminaban de hacer daño a un Nole que regresó a las canchas después de un par de semanas ausente por su problema en el codo y lo hizo a un bastante buen nivel.

A priori, todo parecía de cara para Djokovic, jugando en casa y sobre una pista que le venía muy bien a sus condiciones de juego. Desde los primeros compases del encuentro, vemos que a Ramos le cuesta ir sacando sus servicios mientras Novak se desliza sobre la cancha con comodidad. El serbio varía alturas y direcciones y Albert no termina de hacer daño con sus golpes más liftados. Apoyado en su gran saque, Nole lleva casi siempre la iniciativa de los puntos y eso le permite caminar siempre con ventaja. Cuando está al resto, al español le cuesta despegarse de esos golpes profundos del de Belgrado.

El bajo porcentaje de primeros de Ramos (50%) en este primer set supuso una losa muy grande para él a la hora de intentar nivelar el encuentro y se sentó en el banquillo con sólo un winner en toda la primera manga. Debía ser mucho más agresivo si quería hacerle daño a Djokovic.

El segundo set empieza con un Albert que parece que le mete una marcha más a su tenis. Aunque no termina de sumar demasiados golpes ganadores, tener un porcentaje de primeros rondando el 80% le hace no sufrir apenas al saque. Djokovic siguió por la misma línea que en el set anterior, presionando cuando podía con golpes profundos variando direcciones y buscando el hueco para tirar el paralelo con su derecha. Es cierto que todo caminaba mucho más parejo que en la manga anterior, pero un despiste ante un tenista como Djokovic se paga muy caro y Albert cometió dos dobles faltas en un mismo juego, y eso hizo entregar el juego al serbio, que no desaprovechó la ocasión para ponerse con dos sets a cero de ventaja.

Lo tenía muy difícil Albert, que aunque no le perdió la cara al encuentro, Djokovic ya había empezado a volar sobre la Aleksandar Nikolic Arena una vez su raqueta tomó temperatura después de un par de semanas de inactividad. Nole volvía a romper el saque a Ramos, ya en el tercer juego de esta tercera manga y aunque Albert hizo amago de volver al partido con un juego al resto donde tuvo bola de break y que duró casi 12 minutos, Novak acabó salvando ese momento complicado y terminó llevándose el partido sin problemas.

Así pues, Djokovic hace valer su papel de favorito y coloca a Serbia con ventaja ante España. Las opciones de la armada pasan porque Carreño logre igualar la eliminatoria ya un 2-0 antes del dobles sería una empresa demasiado complicada para los españoles.

Comentarios recientes