Open de Australia, segunda ronda: Roger Federer - Alexandr Dolgopolov

Analizamos el partido de segunda ronda entre el suizo y el ucraniano. Dolgopolov vendrá crecido y con mucha confianza y eso le hace especialmente peligroso

Roger Federer y Alexandr Dolgopolov saltarán a la Rod Laver Arena en el tercer turno del día para buscar un hueco en la tercera ronda del Open de Australia. Más o menos sobre las 5 de la mañana, hora española, suizo y ucraniano se verán las caras por tercera vez en sus carreras.

Parece ser que el tiempo dará una tregua mañana en Melbourne ya que se espera incluso ligeras lluvias en las horas centrales del día, justo para cuando se tenga que disputar el encuentro y con temperaturas rondando los 25ºC, mucho más bajas que los dos días precedentes y que han hecho incluso que algún tenista tuviera que retirarse. Un alivio para los dos tenistas ante un partido que se presenta emocionante ya que Dolgopolov parece llegar en forma al torneo australiano. Ya se le vio ofreciendo muy buen tenis en Sydney, donde cayó en tres duros sets ante Dimitrov y se deshizo en primera ronda del incómodo Berankis.

¿Podrá dar la sorpresa ante Federer? Roger ganó los dos duelos precedentes ante el de Kiev y en ambos de manera sencilla, sin perder sets. Es cierto que Federer sabe jugar a la perfección ante este tipo de jugadores como Alexandr, con poca paciencia y de fácil desorden mental cuando los partidos suelen ser apretados o requieren de mucho temple, pero según el día, Dolgopolov puede complicarle la existencia a cualquiera ya que posee golpes de mucho nivel y dependerá de lo acertado que esté con ellos y de si puede ser lo regular como para ofrecer ese nivel durante cinco posibles sets.

El suizo ya estuvo muy bien al saque en la ronda anterior ante Basilashvili, aunque su rival no puede servir como para determinar el verdadero nivel de Roger. Alexandr sí que le exigirá mucho más y le puede servir para seguir cogiendo ritmo con su raqueta. Federer ya está avisado de que las sorpresas en este torneo se dan con asiduidad y que un despiste ante un tenista tan peligroso como Dolgopolov se paga muy caro. El número 35 del mundo es un tenista que no se arruga ante nada y no tendrá dudas en atacar si huele sangre.

Si Roger pasa de ronda y Dimitrov hace lo propio, podríamos tener un precioso duelo entre ambos en tercera ronda. Pero para ello, antes hay que saltar a pista y sortear esta barrera. ¿Le veis con opciones a Dolgopolov frente a Federer?

Comentarios recientes