Murray prorroga su colaboración con Mauresmo

El escocés Andy Murray decide continuar con la exjugadora francesa para encarar unos meses de competición repletos de oportunidades

Andy Murray seguirá trabajando con Amelie Mauresmo en la próxima gira norteamericana. Así lo ha confirmado el jugador, confiando en que la relación dé sus frutos en un tramo de calendario donde Andy Murray tiene más que ganar que ningún otro tenista.

Después de la derrota contundente ante Grigor Dimitrov en los cuartos de final de Wimbledon, después de realizar una primera semana de un extraoridnario nivel, las dudas habían crecido tras tanto tiempo sin anunciar su continuidad o su definitivo cese en la relación, pero Murray sabe lo importante que es el tiempo al respecto y lo necesario que es para un jugador el poder dirigirse a una referencia que escuche y aconseje.

La clave de la continuidad estaría en la total disponibilidad de Amelie para viajar a los próximos torneos y acompañar a Murray cada día de trabajo realizado en Canadá, Cincinnati y finalmente Nueva York, últimos tres torneos ATP que el de Dunblane disputó en 2013 antes de operarse el pasado 24 de septiembre. Unos octavos y dos cuartos es lo último a defender por el actual número 10 del mundo hasta final de año.

Una vez superados todos los problemas físicos y con una persona con suma experiencia a su total disposición, es cuestión de tiempo que Murray logre recuperar su mejor tenis y volver intentar encaramarse a un top-4 que tendrá que pelear con jugadores que también presentan un gran margen de mejora -Dimitrov, Raonic-.

¿Objetivos? Volver a competir 5 grandes torneos a disputar: 4 Masters 1000 -Canadá, Cincy, Shanghai, Paris- y el último grande del año. De su rendimiento dependerá volver a disputar en casa la Copa de Maestros, evento que ha competido ininterrumpidamente los últimos seis años.

Un tramo de calendario que siempre favoreció a sus intereses y que pueden devolver a Andy el sabor de la victoria. Desde Wimbledon 2013 no alcanza ningún título o final y dado su nivel de juego en arcilla y el buen tono físico observado en el pasto londinense, parece que Murray está preparado para conseguir su título número 29 o al menos recuperar rango de top-8 antes de llegar a Nueva York para no tener que cruzarse con un top-4 en octavos de final.

Comentarios recientes