Indian Wells: Cinco puntos de interés

Repasamos los puntos de interés más destacables del primer Masters 1000 del año

El primer Masters 1000 del año ya está aquí. Los mejores jugadores del mundo se vuelven a reunir por segunda vez en el curso tras la disputa del Open de Australia y en esta ocasión lo hacen con varios alicientes añadidos. Uno de ellos es el regreso al circuito de Nadal, que ha marcado casi todo el mes de febrero. En Indian Wells se podrá ver si realmente está capacitado para volver a competir al nivel que mostró antes de la lesión tras tanto tiempo sin competir. Pero este no es el único punto de interés del evento. En las siguientes líneas les mostramos otros.

Nadal y su regreso al cemento - Aunque en un principio se rumoreó con la posibilidad de que no viajase a Indian Wells, finalmente Rafa estará en el desierto californiano. Llega al primer Masters 1000 del año con la moral por las nubes después de hacerse con los títulos en Sao Paulo y Acapulco. Si en Brasil su tenis dejó muchas dudas, en México mostró otra cara muy distinta, la de ese tenista infranqueable que es casi imbatible en polvo de ladrillo. Sin embargo, ahora el balear emprende un reto mucho más complicado que el que ha tenido que afrontar en el último mes. La pista dura, con todos los posibles percances para sus articulaciones que puede conllevar, se le presenta como una empinada cuesta que posiblemente sea muy difícil de superar. Si a eso le sumas un plantel de lujo, donde no falta ni un solo jugador entre los treinta mejores del mundo, las opciones de triunfar del manacorí, tras un año sin pisar pista rápida, son escasas. A pesar de ello, Nadal ya nos ha sorprendido tantas veces que no sería de extrañar que se plantase en cuartos de final -presumiblemente ante Roger Federer- y llegados a esas rondas al ex número uno del mundo se le da tan bien eso de competir que no se le podría descartar ni para la victoria final.

Federer y la defensa del título - El suizo afronta la defensa de la corona lograda la pasada temporada con el añadido de saber que el número dos del ranking que en estos momentos ostenta está en juego. Andy Murray acecha, y defendiendo nada más que diez puntos en este torneo -cayó en su partido de debut ante Guillermo García López- le vale con ganar el torneo o llegar a la final y que Roger no llegue a semifinales para recuperar la segunda plaza del ranking que llegó a ocupar en la segunda mitad de 2009. Junto al reto de mantener su posición en la clasificación mundial, a Federer le debe mover la motivación de defender el título alcanzado brillantemente el curso pasado ante John Isner. Tras la disputa de Indian Wells, el público no podrá volver a disfrutar del tenis del genio de Basilea hasta el torneo de Madrid, puesto que ha decidido este año renunciar a los Masters 1000 de Miami y Montecarlo como medida de dosificación en su calendario. Por tanto, estén atentos al vigente campeón del evento, que querrá redimirse tras sus irregulares resultados en Rotterdam y Dubai, y que quiere ganarse por derecho propio unas merecidas vacaciones.

Berdych y el necesario paso adelante - El tenista checo lleva ya cierto tiempo demostrando un gran nivel de juego. Miembro permanente del top10 desde hace más de dos años y medio, durante estas últimas temporadas ha supuesto una amenaza intermitente para los mejores jugadores del mundo en todo tipo de superficies. Sin embargo, siempre le ha faltado ese punto necesario para encadenar victorias consecutivas ante los Djokovic, Murray, Federer y así poder optar a ganar en grandes plazas. En esta ocasión, el pupilo de Tomas Krupa llega al Valle de Coachella en una muy buena línea de resultados, tras alcanzar las finales de Marsella y Dubai, batiendo a Federer en este último torneo y solo cediendo en el partido por el título ante el número uno del mundo, su verdadero quebradero de cabeza. Con un cuadro benévolo -se cruzaría con David Ferrer en cuartos de final-, Berdych tiene una gran opción de demostrar que está preparado para vencer consecutivamente a los top3 en un gran evento. Será el outsider más peligroso.

Djokovic y su tiranía en dura - El mejor jugador del mundo ha cimentado su dominio en el circuito ATP en base a sus impresionantes registros en pistas rápidas. Ganador de cuatro de los últimos cinco Grand Slams disputados sobre cemento y campeón en la pasada temporada de los Masters 1000 de Miami, Canadá y Shanghai, el serbio se encuentra como pez en el agua sobre las pistas duras outdoor. Sobre el cemento californiano, Djokovic intentará ganar por tercera vez un título que ya levantó en 2008 y 2011, y sin duda es el favorito para hacerse con el cetro. El número uno del mundo no entiende de cuadros difíciles ni de cruces complicados, ‘Nole’ ejerce como un verdadero líder sobre la pista y si juega a su nivel, será muy complicado batirle. De hecho, en las dos últimas temporadas, solo Federer en su coto privado de Cincinnati, un pletórico Isner al servicio y Andy Murray -único jugador capaz de jugarle de tú a tú en esta superficie- han podido ganarle en ocasiones esporádicas.

Nishikori y las lesiones – Sobre el japonés vuelve a teñirse la sombra de sus molestias físicas. Campeón en Memphis de su segundo torneo ATP 500, tuvo que retirarse por una lesión abdominal en Delray Beach, lugar donde logró su primera corona en el circuito cuando aún era un adolescente. Además, comenzó la temporada retirándose de las semifinales de Brisbane debido a una lesión de rodilla. Ha demostrado que si físicamente está bien, puede competir al nivel de un topten y crear problemas a los mejores jugadores del mundo. Con un cuadro exigente, se cruzaría con Alexander Dolgopolov en la tercera ronda -primer cruce entre cabezas de serie- y con Andy Murray antes de los cuartos de final. Ante una superficie que se adapta perfectamente a sus características, puede practicar un juego veloz y agresivo no exento de esa carga de liftado que tanto le gusta imprimir a Kei. Si las lesiones le respetan, mucho cuidado con él.

Comentarios recientes