Las 5 claves en el juego de Medvedev que desvela lo peligroso que es

El analista Craig O'Shannessy asegura que el ruso ha creado un nuevo estilo de juego: El asesino. ¿Por qué Daniil es tan peligroso como rival? Todo se apoya en 5 puntos.

Las 5 claves en el juego de Medvedev que desvela lo peligroso que es. Foto: Getty
Las 5 claves en el juego de Medvedev que desvela lo peligroso que es. Foto: Getty

Creo que todos estamos de acuerdo en que Daniil Medvedev es un tenista tan impredecible como interesante para ver. El ruso posee un estilo de juego poco heterodoxo, para qué engañarnos, que le hace ser tan impredecible como efectivo a la hora de enfrentar a sus rivales. Si además, lo hace sobre pistas duras, su efectividad aumenta todavía más ya que su tenis se ve espoleado en este tipo de canchas. En un magnífico informe de Infosys por parte del analista Craig O’Shannessy, se detalla para la ATP que Daniil ha podido inventar un nuevo estilo de juego: El asesino.

El año pasado, cuando tuve la ocasión de entrevistar a O’Shannessy, me decía que el tenis en cierta forma era muy predecible. Los jugadores tendían a repetir ciertos patrones de juego y uno, si estudiaba bien a los rivales, podía saber por dónde esperar la pelota durante los partidos. Precisamente, lo que hace tan peligroso a Medvedev es que no sabes por dónde puede salir. Lo que uno cree que puede hacer, de un juego al otro, lo cambia por completo y si no, que se lo digan a Rafael Nadal en la final del US Open 2019 donde tras ir dos sets a cero arriba, se vio sorprendido por el cambio de estrategia de Daniil, empezando a hacer cosas que no había hecho hasta ese momento.

O'Shannessy, la mente que hay detrás de la estrategia de Novak Djokovic

O'Shannessy, la mente que hay detrás de la estrategia de Novak Djokovic

Entrevistamos al analista estratégico del N1 del mundo. "Sabía lo que iba a ocurrir en la final de Australia contra Nadal antes de que comenzara", revela.

Seguir leyendo

Esto es precisamente lo que destaca O’Shannessy en su informe. “En un momento dado, te puede restar a seis metros por detrás de la línea y al siguiente, hacer todo lo contrario. O sacar un segundo servicio a 200 km/h con break point en contra, yéndose a la red”, asegura el australiano. Medvedev tiene no solo el atrevimiento sino la capacidad de crear golpes ganadores desde cualquier lado de la pista y en cualquier situación. Esta combinación resulta matadora para sus oponentes.

O’Shannessy basa la victoria de Medvedev en las ATP Finals en base a cinco puntos, cinco estadísticas en las que el ruso fue mejor que sus rivales y que marcarían ese estilo “asesino” del que habla el analista. Pasen y vean porque este es el show de Daniil Medvedev.

  • Golpear su revés metido dentro de la pista

Siempre que hablamos del juego en canchas duras indoor, destacamos lo importante que resulta conquistar la línea de fondo. En una pista tan rápida como es el caso del O2 Arena de Londres (o París, Shanghái…), es vital no perder terreno y golpear lo más metido en pista que uno pueda, sobre todo por el lado del revés, donde uno suele echarse un poco hacia atrás al ser -en teoría- el golpe más débil. No en el caso de Medvedev.

El ruso golpeó el 26% de las veces su revés metido dentro de pista. Más de un cuarto de los golpes de revés que hizo durante toda la semana fueron montado sobre la línea o dentro de la pista. La estadística toma relevancia cuando O’Shannessy destaca que sus rivales, por el contrario, solo pudieron hacer eso en el 12% de las ocasiones. Un tipo de la envergadura de Daniil (1,98m) y que tiene tanta potencia en sus golpes, que conecte con la bola tantas veces metido en pista hace complicado que pueda perder en una superficie como esta.

  • Eficacia con los aces

No tiene el saque de Ivo Karlovic (aunque haya expresado en más de una ocasión que le encantaría tenerlo) pero su altura y mecánica le permite no solo ser difícil de leer, sino “matador” en cuanto a potencia. Es capaz de conectar aces con mucha facilidad. Y no solo de primer saque. Daniil no tiene miedo para atreverse a tirar un segundo saque a 200 km/h, jugándose una posible doble falta. Todo eso hace que nunca sepas qué puedes esperar con él y mete esas dudas en la cabeza de sus rivales.

Durante todo el torneo en Londres, Medvedev llegó a conectar 43 aces por solo los 14 que le hicieron a él. Esto supone el triple más de “puntos gratis”, una estadística importante a la hora de desequilibrar los encuentros y que le permite salir de muchos apuros en momentos tensos.

  • Golpear con poco margen sobre la red

Rafa Nadal suele pasar su pelota a un metro de altura sobre la red en pistas de tierra batida. En canchas como la de Londres, uno debe golpear más plano o a una altura menor para provocar más daño a sus rivales. Nadie pasó su pelota en las ATP Finals a una altura más baja que Medvedev. El ruso pasó su bola a una altura media de 67 cm por encima de la red.

  • Bolas profundas y potentes

Cuenta O’Shannessy que el 86% de las bolas de Daniil aterrizaron más allá de la línea de saque rival, lo que habla de la profundidad que es capaz de alcanzar para que sus rivales estén siempre lo más atrás posible. No entrega pista, intenta no dejar pelotas fáciles a sus rivales y sobre todo, no quiere que entren ni un solo centímetro dentro de la cancha. Por si esto fuera poco, la velocidad media de los golpes potentes de Medvedev alcanzó los 115 km/h. Una serie de misiles tanto del lado de la derecha como del revés que te hace estar en guardia durante todo el encuentro.

  • Eficacia con el segundo saque y al resto

Hablábamos antes de lo bien que se le ha dado durante toda la semana el conectar aces pero con su segundo servicio, una parte del juego que muchos tenistas usan para encontrar facilidades frente a sus rivales, el ruso no titubeó. Se llevó el 48% de puntos con su segundo saque. Como hemos comentado, lo impredecible que resulta en cualquier momento, pegando un saquetón a 200 incluso con segundo saque, provoca dudas en sus oponentes. No tener miedo a perder el punto en esa situación es todo un mérito.

Pero por si todo esto fuera poco, al resto también se mostró incisivo. Se llevó el 29% de restos con primer saque (sus rivales el 22,5%) y aunque pueda parecer por su físico que no es tan buen restador, asombra que dejara a Rafa Nadal con solo el 37% de puntos con segundo saque cuando el español fue en 2020 quien lideró esta estadística en todo el circuito con casi un 58%.

Comentarios recientes