Ljubicic sobre Federer: "Las cosas van de la mejor manera, hay mucha confianza"

Ivan Ljubicic habla de su nuevo proyecto de representación y profundiza en el estado físico y futuro de Federer tras su periodo de recuperación.

Ivan Ljubicic junto a Federer y Luthi. Foto: Getty
Ivan Ljubicic junto a Federer y Luthi. Foto: Getty

Desde 2016, Ivan Ljubicic, entrenador con el que Roger Federer ha ganado tres títulos de Grand Slam, viene siendo parte de un periodo en la carrera de Roger Federer mucho más particular y seguramente complejo. Con la vista en el reloj biológico, el croata y todo el equipo del suizo debe medir bien sus esfuerzos, presencias y desgaste que supone el deporte de élite en un cuerpo de suma más de 1500 partidos, más de 20 años de carrera, casi 39 años y dos operaciones en cuatro años.

En una entrevista para el medio italiano 'OK Tennis', el balcánico habla de su nueva faceta como empresario (agencia de representación, en la que ya figura Matteo Berretini), y la de su entrenador, por supuesto, de la que espera le queden todavía varios años más mientras Roger se mantenga al pie del cañón.

Ivan cuenta en qué consiste su nuevo proyecto y los pasos que pretende dar en la carrera de Berrettini. "Mi trabajo es y seguirá siendo el entrenador de Roger Federer. Sin embargo, durante la pausa de Covid, decidí iniciar esta nueva empresa. Es una actividad que siempre había hecho por mi cuenta, pero ahora hay nuevos socios conmigo, pretendemos crecer y estructurarnos cada vez mejor (...). Matteo es un tipo excepcional, además de un gran jugador. Intentaremos ayudarlo especialmente desde el lado comercial, para encontrar socios que crean en él y en un proyecto a largo plazo, para que el chico pueda concentrarse solo en el tenis. Una supervisión general, que incluye la búsqueda de patrocinadores y, si se desea, la parte técnica. Ciertamente, este no es el caso de Matteo, que tiene su propio equipo".

- Como no podía ser de otra manera, Ljubicic se detuvo en los planes de Federer después de confirmar que las cosas van por muy buen camino.

“Utilicé el receso forzado de la primavera pasada para sentar las bases para el futuro. El objetivo es que no se necesite mi presencia física constantemente. También porque estaré al lado de Roger bastante tiempo más, espero (...). Ahora está en fase de recuperación, yo diría que las cosas van de la mejor manera. Entrena cada vez más y mejor, tengo curiosidad por ver cuánto podemos presionar en los próximos meses. El programa que teníamos en mente hasta la fecha se ha respetado plenamente. Hay mucha confianza. Hablar de calendario ahora es prematuro. Ciertamente, hoy no puedo decir qué haremos en abril. Sé que queremos irnos lo antes posible, jugar un gran Open de Australia y luego evaluar paso a paso. Será importante observar los períodos de descanso, como siempre lo hemos hecho. Él no pone límites fijos, mucho menos a mí. Todavía espero que juegue durante mucho tiempo, por supuesto".

Comentarios recientes