Basilashvili, juzgado por un presunto caso de violencia de género

El georgiano comparecerá frente a un juez en un caso que está causando mucho revuelo en su país natal. Su exmujer alega que Nikoloz la atacó enfrente de su hijo.

Nikoloz Basilashvili, en Hamburgo. Fuente: Getty
Nikoloz Basilashvili, en Hamburgo. Fuente: Getty

Desde que el circuito se reanudase tras el parón por la pandemia, existen varios jugadores que han sido incapaces de ganar un solo partido. Pocos, sin embargo, acumulan el historial negativo de Nikoloz Basilashvili. Seis derrotas consecutivas y ni un solo set a favor. Derrotas en primera ronda en Grand Slams, en Masters 1000, en torneos 250. Sobre pista dura y sobre tierra batida. El georgiano se encuentra en un pozo sin fondo en lo que a su carrera se refiere, aunque las pocas modificaciones en el ranking le permiten preservar una más que digna posición #34.

Se suele decir que para que puedas disfrutar del tenis, tu vida personal debe estar en orden. Sentirse bien fuera de la cancha es vital para que dentro juegues al 100%. A día de hoy, Nikoloz tiene abierto un frente de repercusiones muchísimo más grandes que cualquier partido. En los próximos días, Nikoloz podría volver a presentarse ante el juez en un caso que está sentando precedente en su Georgia natal.

Recordemos que hace unos meses Basilashvili fue acusado de golpear a su exmujer delante de su hijo de cinco años. Neka Dorokashvili es la demandante, y sigue absolutamente convencida de su causa. Su alegato a favor de las mujeres y contra la violencia de género está siendo muy oído en Georgia, y el juez iniciará el proceso en solo unos días. Existen varios escenarios: podría pedirle al abogado de la acusación que enviase más pruebas concluyentes, o podría tomar la decisión de iniciar ya el juicio contra el tenista.

Los cargos a los que Basilashvili enfrenta podrían mandarle a la cárcel durante tres años. La acusación sostiene que Nikoloz abusó físicamente de su mujer, con la cual se había divorciado unos meses antes, y todo delante de su hijo de cinco años. El perfil mediático del jugador georgiano ha dividido a la sociedad del país exsoviético, que sigue un caso bastante relevante que podría cambiar la historia de este pequeño país.

"Esto no es solo un caso. Esto puede cambiar la opinión pública y la percepción de la gente con respecto a la violencia doméstica", afirmó Ana Abashidze, abogada de Neka y también activista por los derechos humanos de las mujeres en Georgia. El hecho de que uno de los deportistas más laureados del país pueda recibir posibles cargos de violencia doméstico es considerado todo un triunfo en una Georgia que no siempre ha tratado de la forma correcta estos incidentes.

"Esto no habría sido posible en 2013 o 2014, por ejemplo, cuando la violencia doméstica estaba concebida como un asunto privado en el que las autoridades no deberían intervenir", exclama Tamar Dekanosidze, del grupo "Igualdad Ya". Mientras tanto, en el otro lado de la moneda, el abogado de Basilashvili prefirió no hacer declaraciones y afirmó con rotundidad que "todos los cargos son falsos y totalmente no corroborados". Basilashvili pagó en su momento una fianza de en torno a 30 mil dólares tras ser detenido por estos cargos.

Mientras espera a que el juez decida, la sociedad georgiana divide su opinión. Lo que parece claro es que Nikoloz Basilashvili solo piensa en un asunto que, de ser cierto, podría ser su sentencia de muerte en el circuito. De momento, solo queda esperar a que se haga justicia respetando su presunción de inocencia.

Comentarios recientes