Vayamos con tranquilidad con Carlos Alcaraz

El joven tenista español está rompiendo récords a sus 17 años pero es importante mantener la calma y dejarle hacer su propio camino.

Vayamos con tranquilidad con Carlos Alcaraz. Foto: Challenger Alicante
Vayamos con tranquilidad con Carlos Alcaraz. Foto: Challenger Alicante

Tiene 17 años y cara de adolescente pero Carlos Alcaraz cuando salta a pista y empieza a pegarle a esa pelotita amarilla parece que lleve 10 años en el circuito. Ese temple, esa mentalidad, esos golpes… resultan impropios para un chico de esa edad. Ayer en Alicante hizo historia al convertirse en el más joven en sumar dos títulos Challenger seguidos y el segundo más joven en levantar tres títulos de esta categoría solo por detrás de Richard Gasquet. Es imposible no ilusionarse aunque hay que ir con pies de plomo.

Porque la prensa en España hace ya muchos años que busca al “nuevo Nadal”, con todo lo que eso ha perjudicado a muchos jugadores que despuntaron en categorías inferiores y que sufrieron en sus carnes el peso de las malditas etiquetas. Carreras destrozadas por no poder cumplir las expectativas venidas del exterior. Nadie tiene que seguir el camino de nadie, todos tienen su carrera, su propio tiempo y que el éxito no solo está en ser el número 1 del mundo.

Sí que parece que en España hemos aprendido a ser cautelosos. Ayer, Twitter se llenaba de comentarios acerca de la última hazaña de Carlos Alcaraz y prácticamente todos mantenían la calma con él, no queriendo meterle presión extra al último gran talento surgido en el tenis español. El chico, por las entrevistas que ha podido dar, parece centrado en lo que tiene que hacer e intenta abstraerse de lo que se dice de él, disfrutando su propio camino y siendo excepcionalmente bien tutelado por Juan Carlos Ferrero.

Carlos Alcaraz, motivos para ilusionarse

Carlos Alcaraz, motivos para ilusionarse

El español de 17 años se convierte en el segundo tenista más joven de la historia en ganar tres títulos del ATP Challenger Tour. Analizamos su juego y mentalidad.

Seguir leyendo

Tener a su lado a un exnúmero 1 como Juanki supone una ventaja tremenda y una tranquilidad enorme. Él sabe mejor que nadie lo que es este deporte y cómo gestionar la presión que viene tanto por la parte deportiva como por la exterior, de la prensa. Ferrero lleva muchos años trabajando con chicos jóvenes y sabe cómo gestionar carreras que están por despegar, así como tiene el mejor de los conocimientos después de su magnífica carrera como jugador, habiendo logrado tantos títulos, uno de Grand Slam entre ellos.

Ese gesto de complicidad entre los dos al final del partido ayer dice muchas cosas. Habla de la unión y el vínculo que tienen los dos, lo bien que se llevan y lo importante que es eso para la relación jugador-entrenador. Que el deportista crea en quien le guía y se encuentre apoyado en todo momento por él. Pero sobre todo habla de la ilusión, del hambre, de las ganas. Las ganas de querer seguir creciendo y soñando con lo que se puede llegar a conseguir.

- En 2021, Carlos Alcaraz empezará a ser asiduo de torneos ATP

Y es que parece que el circuito Challenger ya se le queda pequeño a Alcaraz. Con el objetivo de quedarse lo más cerca posible del Top 100 antes de acabar la temporada (ya es el 136º del Ranking), 2021 será un año muy importante para él ya que ese paso a los torneos ATP resulta extremadamente importante en la carrera de los jóvenes. El salto de calidad es tremendo y nada sencillo de dar. Habrá que tener paciencia y sobre todo, ir con tranquilidad. Decía ayer Carlos tras ganar en Villena que esto le da “mucha más motivación para seguir luchando”. Que así sea y que todos lo veamos.

Comentarios recientes