'Coronel' y 'soldado', una relación cada vez más productiva

Denis Shapovalov y Mikhail Youzhny cuentan cómo está siendo una relación que ha elevado al canadiense a un nuevo nivel competitivo.

Youzhny y Shapovalov, una unión para soñar.
Youzhny y Shapovalov, una unión para soñar.

Es una de las grandes uniones de este 2020 tan extraño y particular. Cuando Denis Shapovalov pensó en Mikhail Youzhny quizás no esperaba que en tampoco tiempo alcanzara los cuartos de final de un Grand Slam o las semifinales de un Masters 1000 sobre tierra batida.

El ruso, en su primera gran oportunidad de trabajar 'full-time' con uno de los grandes talentos del circuito, cuenta en la web de la ATP cómo la introducción de un psicólogo, una figura en alza entre el cirucito masculino y femenino, ha resultado ser fundamental en el despegue y equilibrio que poco a poco describe al tenis del canadiense.

"Me lo recomendó al poco de comenzar a trabajar, así que para mí fue muy emocionante arrancar esta nueva etapa. Sentí que una gran parte de mi juego y, en general mi rendimiento, podía mejorar. Y siento que me ha ayudado increíblemente. Me ayudó a deshacerme de toda la ira y las emociones que tengo en los partidos y me permitió jugar libremente: me permite jugar mi juego en todo momento".

Shapovalov, como ya ha contado en otras ocasiones, define cómo ha ayudado Mikhail ha mejorar determinadas áreas de su juego. “Creo que simplemente me convirtió en un jugador más inteligente. Siempre he tenido tiros de calidad: un gran servicio, un gran golpe de derecha, pero definitivamente me ayudó a mejorar mi juego en la red, el resto... simplemente me convirtió en un jugador más completo y complicado contra el que jugar, lo que hizo que sea más difícil para otros oponentes jugar contra mí".

Youzhny, un jugador muy temperamental, viaja ahora al otro lado de la relación entrenador-jugador para intentar encauzar el inmenso talento de Denis. "Cuando trabajas con un jugador como Denis, que quiere mejorar su juego y que está listo para probar algunas cosas nuevas, es algo bueno: te gustaría trabajar con este tipo. Por eso me siento bien y para mí es realmente interesante cómo se está desarrollando todo. No tengo mucha experiencia como entrenador porque ser tenista es una carrera un poco diferente. Pero para mí es interesante aprender día a día. También con Denis, creo que tiene un buen futuro, pero hay que mejorar y hay que trabajar día a día”.

Comentarios recientes