El tenis vive uno de sus peores momentos

Panorama muy complicado el que se presenta en el mundo del tenis en estas semanas. Con el paso de los días muchos son los que se bajan del US Open.

Rafael Nadal. Foto: Getty Images
Rafael Nadal. Foto: Getty Images

Momento de crisis el que está atravesando el tenis en estos momentos. La incapacidad de poder reunir a los mejores jugadores del circuito en un gran torneo está causando mella. Esta semana tendría que haber marcado un antes y un después en este deporte, ya que teníamos el primer torneo internacional después de casi cuatro largos meses sin competición oficial. Se trata del WTA International de Palermo, que aunque con ausencias más que notables, se ha visto envuelto en polémicas sobre la organización del torneo que con total seguridad servirá para que otros torneos sepan que es lo que tienen y no tienen que hacer. Pero a pesar de todo, el torneo italiano continúa disputándose con total normalidad y a la espera de que no haya novedades, el domingo sabremos el nombre de la primera campeona post-confinamiento. Pero... ¿qué pasa en el circuito masculino?

Todo comenzó en la tarde de hace dos días cuando se hizo oficial la cancelación por segunda vez este año del Mutua Madrid Open. El torneo madrileño estaba en el calendario muy bien colocado estratégicamente, ya que servía de trampolín para aquellos tenistas que venían de New York no tenían por qué hacer cuarentena en suelo europeo. Por así decirlo, los jugadores que venían de jugar del US Open podrían jugar el Mutua sin ningún tipo de problemas. Pero en Roma no ocurre esto. El país italiano tiene como norma que todo turista que venga de un país que no esté dentro de la Unión Europea tendrá que pasar 14 días en aislamiento en su hogar. De ahí viene las dudas de numerosos tenistas que no están seguros de querer o no viajar a Estados Unidos, ya que podían poner en peligro su participación en el Masters 1000 de Roma y en Roland Garros.

Horas más tarde de la cancelación del Mutua Madrid Open, supimos la noticia de que Rafael Nadal no disputaría el US Open. Para ser honestos, no hay que criticar a Rafa por expresar su preocupación por la idea de tener que viajar a Estados Unidos, el país más castigado por esta maldita pandemia que ha paralizado a todo el mundo. Yo en su lugar, también habría hecho igual, ya que la salud está por encima de todo y nada que mejor que quedarse en casa y esperar al momento idóneo. Además, el gran objetivo del balear sigue siendo Roland Garros. De ahí a que sus entrenamientos están siendo sobre tierra batida, para así llegar lo más preparado posible para la gran cita en París.

Novak Djokovic por su parte aún no ha confirmado su participación en el US Open, aunque todo hace indicar que sí lo hará. Necesita recortar distancias con Roger Federer y Rafael Nadal en números de títulos de Grand Slam, pero si consigue alzarse con el título no tendrá la misma repercusión que años atrás. Sin desmerecer lo que significa ganar un Grand Slam, hacerlo de esta manera perdería toda la magia e incluso el propio vencedor lo notaría. Jugadores como Roger Federer, Rafael Nadal, Fabio Fognini, Stan Wawrinka, Gael Monfils o Nick Kyrgios, han confirmado su baja para el torneo que arrancará a finales del mes de agosto. Sin nombrar la importancia que tiene jugar un Grand Slam con toda una pista central abarrotada animando a sus ídolos.

Todos apreciamos la necesidad de que el tenis vuelva lo más antes posible, pero hay dudas, muchas dudas. Hoy en dia surgen hasta incertidumbre acerca de la disputa del Open de Australia 2021, que con casi total seguridad se jugará sin público o con aforo limitado. Y es que los viajes internacionales siguen siendo un dolor de cabeza para todos los tenistas, y es que el tenis es uno de los deportes más internacionales que hay en el mundo, con torneos cada semana en cada rincón de este planeta. El propio Rafa lo dijo en el día de ayer. El calendario es una auténtica barbaridad y es prácticamente imposible que alguien pueda jugarlo todo.

Imagínense un escenario como que durante estos días se siguen bajando gente para el US Open y de los veinte mejores jugadores del mundo solo viajan siete u ocho. Imagine la lista de cabezas de serie del que debería ser uno de los mejores momentos del año en el tenis. ¿Es eso realmente lo que queremos ver en un evento tan emblemático como es el US Open? Posiblemente muchos estaréis en contra de mis pensamientos, otros pensaran igual o parecido, pero de lo que no hay dudas, es que el tenis está en crisis.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes