¿Exhibiciones amañadas?

La TIU reporta una sospecha de amaño en 24 partidos de exhibición celebrados en estos dos últimos meses de torneos post-cuarentena.

Fuente: Getty
Fuente: Getty

Esta noticia sí que no la vimos venir. En mitad de una pandemia, después de haber pasado los momentos más complicado en Europa, incluso después de haber establecido un pequeño circuito independiente por diversos países con varios eventos de exhibición, el fantasma de los amaños de partidos vuelve a ocupar la escena principal. Así lo ha manifestado la Unidad de Integridad del Tenis (TIU) a través de un comunicado en el que afirma haber recibido la alerta de hasta 24 apuestas sospechosas en encuentros celebrados durante estos dos últimos meses.

Con las giras oficialmente suspendidas, el presente del tenis quedó en stand by por un tiempo, hablamos de la simple actividad del mismo. Poco a poco el COVID-19 fue dando un respiro en nuestro territorio y así fueron llegando los primeros torneos. En Alemania, en Austria, en Belgrado, en Francia, incluso en Estados Unidos encontraron forma y lugar para que sus jugadores volvieran a competir. Un movimiento que ha ayudado al aficionado a llevar mucho mejor estos meses de confinamiento. Todo eran buenas noticias, hasta que estalló la bomba de las apuestas.

“Las apuestas sospechosas en el tenis durante la cuarentena se consideran un indicador firme de que los corruptos permanecen activos en la sombra, incluso es probable que aumenten su actividad una vez se reanude el porte profesional”, señala la TIU en ese comunicado apuntando a numerosos torneos de exhibición que todos hemos presenciado, los cuales no están sujetos a su supervisión. Las alertas fueron proporcionadas por las compañías de apuestas que ofrecieron apostar en esos partidos, tal y como se aprueba en su acuerdo con la TIU.

El mensaje es tan claro como triste, y es que esta nueva realidad, con muchas menos opciones para consumir y exprimir el deporte profesional a través de las apuestas debido a la inactividad, habría producido ese riesgo de que todo el mundo de la corrupción y las violaciones por dopaje hubiese aumentado en estos últimos meses, tal y como recoge el reportaje elaborado por Tennis.com.

De momento, la TIU y el programa antidopaje han proporcionado un programa educativo para los jugadores durante esta suspensión del circuito para abordar estos problemas recientes, un manual que también le será facilitado a los funcionarios. El tiempo dirá, en el caso de que avancen las investigaciones, si todos estos meses de exhibiciones no escondían algo más detrás.

Comentarios recientes