"Recordaré aquel partido durante el resto de mi vida"

Coco Gauff rememora de manera emocionante la victoria que la catapultó a la fama, ante Venus Williams en Wimbledon 2019. "Aún no me creo lo que pasó"

Coco Gauff celebra su victoria ante Serena Williams. Fuente: Getty
Coco Gauff celebra su victoria ante Serena Williams. Fuente: Getty

Todos los grandes jugadores tienen, en ocasiones, una victoria que recuerdan para el resto de su vida. Para muchos es la primera de todas, la consagración en las grandes ligas. Para otros, quizás alguna con significado especial por el lugar donde se da o el rival con el que compartes pista. Para Coco Gauff, su victoria ante Venus Williams el año pasado, en la Pista 1 de Wimbledon, todos los motivos mencionados se cumplen.

Fue el momento en el que la estadounidense prodigio saltó a la fama. Su madre se hizo un fenómeno viral por su celebración: una joven de 16 años derrotaba a una de las tenistas americanas más exitosas de la historia, en el lugar idóneo, el lugar donde nacen las mejores carreras. Un auténtico cambio de guardia en el país de las barras y las estrellas, la irrupción de quien está destinada a usurpar el trono de las hermanas Williams y pelear por él durante muchos, largos años.

Coco decidió poner en palabras todos esos sentimientos durante un reportaje con ESPN. Una emocionante narración de un pasaje de su carrera que, a buen seguro, nunca olvidará.

- Viajar a Wimbledon por primera vez (con una invitación a la fase previa): "Mi padre no me dijo nada de la invitación hasta dos horas antes de salir. Estaba emocionada, no sabía qué iba a pasar. Siento que Wimbledon es uno de esos Grand Slams para los que no te puedes preparar, siendo tan único y prestigioso, así que nos montamos en el avión y en nada ya estábamos en Londres. Sabía que iba a aprovechar mi oportunidad, que no tenía nada que perder: era el momento perfecto para jugar contra Venus, en mi primer cuadro de Grand Slam".

- Los momentos previos al partido: "No quería que ella pensara que su presencia me sobresaltaba. En el sorteo, no quería hacer contacto visual con ella, miraba al juez de silla todo el rato, trataba de librarme de los nervios. Normalmente no me pongo tan nerviosa durante el sorteo, y sabías que ella se ha visto en esta situación millones de veces, que cualquier cosa que hagas no la va a distraer. Durante el calentamiento traté de familiarizarme con el ambiente, era mi primer partido en un lugar tan grande, pero no estás realmente cómoda hasta que no ganas tu primer juego. No quería que mi primer punto fuese una caña".

- Cómo encaró el partido tácticamente: "Sabía que si quería jugar potente de fondo contra ella podía hacerlo, pero no era esa la manera. Tenía que variar mi juego, porque ella está acostumbrada la hierba y yo no. Sabía que utilizando el cortado, llevándola a la red, provocando que golpease la bola a diferentes alturas iba a ser la manera de hacer que fallase. Me sentí cómoda con el ambiente, con la superficie y con la sensación de que, si el partido se tenía que ir a los tres sets, sabía que podía ganarlo".

- Cerrar el partido: "En el último juego, estaba a punto de entrar en pánico, pensaba "madre mía, madre mía". No quería perder ese juego, no sabía cómo podía reaccionar después, si iba a destrozarme o si volvería más fuerte. En mi cuarta bola de partido, pensé, "olvídate de que tienes pelota de partido", porque pensar en ello no me ayudó para nada las tres primeras veces".

- Los momentos tras la victoria: "No me di cuenta de todo lo que significaba este partido hasta meses después de que terminase. Aún no me lo creo, de hecho, pero acabo de recordar cómo estaba temblando después del partido. Me dije que celebraría hasta las 12 de la noche, y que después llegaría un nuevo día y que tenía que prepararme para el siguiente partido. Tenía que demostrar a la gente que ese partido no era flor de un día, que podía hacer mucho más. Veía a la gente gritar mi nombre, algo que fue extraño para mí.

Es increíble como una pequeña cosa puede cambiar la vida de una persona. Aquel partido fue el inicio de todo, el partido que recordaré durante el resto de mi vida. Todavía no me lo creo, es una locura, no puedo resumirlo de forma concisa en palabras, tanto lo que pasó aquel día como todo lo que lo acompañó".

LA APUESTA del día

Comentarios recientes