Tenistas que alcanzaron las cuatro finales de Grand Slam en un mismo año

Repasamos en este texto los y las tenistas que alcanzaron las cuatro finales de Grand Slam en una misma temporada. ¿Sabes quiénes fueron?

Los cuatro Grand Slams. ¿Quién llegó a la final de los cuatro en un mismo año?
Los cuatro Grand Slams. ¿Quién llegó a la final de los cuatro en un mismo año?

Sólo ha habido cinco jugadores/as en toda la historia del tenis capaces de ganar los cuatro títulos de Grand Slam en un sólo año. Siendo tan pocos es fácil recordarlos. En ATP, sólo dos: Don Budge, en 1938, y Rod Laver, por partida doble, en 1962 y en 1969. Por el lado femenino, son tres las únicas mujeres capaces de realizar semejante hazaña: Maureen Connolly (1953), Margaret Court Smith (1970) y Steffi Graf (1988). Sin embargo, si juntamos a todos y todas los que llegaron a la final de los cuatro Grand Slams en un mismo año, la suma se eleva hasta los 15. ¿Sabrías decir cuáles son? Vamos a recopilarlos en este artículo.

Jack Crawford (1933)

El australiano fue el primer jugador en conseguirlo, hace ahora 87 años, en un tenis mucho más primario y amateur, donde las licencias eran mucho menores. Fue uno de los mejores jugadores de la década de los 30, aunque algo oscurecido por el logro del siguiente tenista en sumar cuatro finales de Grand Slam en un mismo año.

Don Budge (1938)

Y es que el estadounidense Don Budge, cinco años después, logró el llamado 'Grand Slam' anual, al vencer las cuatro finales. No se prodigó mucho más Don Budge, en parte por la paralización del deporte a causa de la 2ª Guerra Mundial, pero ahí quedó para la historia la hazaña de Mr. Budge.

Frank Sedgman (1952)

Otro australiano, los grandes dominadores del tenis de los 50 y los 60. Fran Sedgman se anotó dos de los cuatro grandes por los que luchó en 1952, la antesala de la explosión definitiva de la generación dorada 'aussie', con nombres que también se apuntaron en la lista que nos ocupa.

Maureen Connolly (1953)

Es la primera mujer en conseguirlo, un año después de Sedgman. La historia de Connolly es tan precoz como fugaz, pues su historia merece un capítulo aparte. El tenis femenino tardaría 17 años en volver a ver algo parecido, tiempo que no parece demasiado para la entidad del logro.

Lew Hoad (1956)

Lew Hoad, el mejor tenista contra el que jugó nunca Rod Laver, según sus propias palabras, estuvo a punto de lograr el 'Grand Slam' en 1956. Le faltó completarlo con el título en US Open, que se le resitió al caer ante Ken Rosewall.

Rod Laver (1962, 1969)

El para muchos 'GOAT' del tenis masculino. No solo no llegó dos veces a las cuatro finales en años diferentes sino que ganó el título en esas ocho ocasiones, siendo el único jugadora en la historia en ganar los cuatro grandes en dos temporadas diferentes. Impresionante 'The Rocket'.

Margaret Court Smith (1965, 1970)

Con 24 Grand Slams, y por si hiciera falta algún mérito más, Margaret Court Smith fue la segunda mujer en la historia en llegar a las cuatro finales de un major en una misma temporada, en 1965, y lo repitió en 1970, esta vez ganando los cuatro grandes, emulando a Connolly 17 años después.

Chris Evert (1984)

La era dorada del tenis femenino se va a dar en los año 80, donde tres jugadoras diferentes lograrían llegar a la final de los cuatro grandes en un mismo periodo competitivo. La primera de ellas, Chris Evert, la reina de la tierra batida, que si bien no se alzó con los cuatro grandes, si luchó por ellos en 1984.

Martina Navratilova (1985, 1987)

Tampoco lograría levantar los cuatro títulos, pero Martina Navratilova lograría meterse en este selecto club en dos temporadas diferentes, siendo la gran dominadora del tenis mundial en ese trienio mágico entre 1985 y 1987.

Steffi Graf (1988, 1989, 1993)

Hasta que llegó otro fenómeno, la alemana Steffi Graf, que llegó hasta en tres ocasiones a las cuatro finales. Su caso es todavía más excepcional que el de Connolly o Margaret Court, pues Steffi es la única jugadora en toda la historia en sumarle, además de ganar los cuatro grandes, el oro olímpico, en 1988. En 1989 y en 1993 también llegaría a las cuatro finales.

Monica Seles (1992)

Su gran rival no fue otra que Monica Seles, un todoterreno que causó una impresión demoledora en 1992, cuando llegó a las cuatro finales. Arrasó la estadounidense, pasando a ser vista como el futuro del tenis, pero la desgracia se cruzó en su camino y después no pudo volver a repetir nivel y hazañas.

Martina Hingis (1997)

Tuvo que ser una jovencísima suiza, otro prodigio, en 1997, quien lograra de nuevo, siendo la quinta mujer que luchaba por los cuatro grandes en un mismo año desde 1970, junto a Evert, Navratilova, Graf o Seles. Se le resistió Roland Garros.

Roger Federer (2006, 2007, 2009)

El primer hombres desde 1969 en jugar los cuatro grandes. No lo pudieron lograr Borg, Connors, McEnroe o Lendl. El suizo, además, de tal dominio, lo hizo en tres ocasiones. Rafa Nadal, su gran rival en esos años, se lo impidió en dos ocasiones, todas sobre Roland Garros, también en el Australian Open de 2009.

Justine Henin (2006)

La belga sólo levantó uno de los cuatro, pero dejó una huella imborrable durante aquellos años, ofreciendo el contrapunto dominante a la era de las hermanas Williams. Su clase y su determinación tuvieron su punto álgido en una temporada 2006 que no se suele recordar mucho.

Novak Djokovic (2015)

Novak Djokovic es el último jugador en sumarse a este listado. Lo consiguió hace cinco años, y daría continuidad en 2016 sumando cuatro títulos seguidos entre ambas temporadas, pero 2015 también se recordará por la victoria de Stan Wawrinka en Roland Garros que impidió al serbio poder lograr la mayor gesta del tenis mundial.

Comentarios recientes