Indian Wells responde ferozmente al coronavirus

El torneo californiano anuncia una serie de medidas que tratarán de mitigar la posibilidad de contagio. Eso sí, la disputa del torneo no corre peligro

La pista central de Indian Wells. Fuente: Getty
La pista central de Indian Wells. Fuente: Getty

El coronavirus es el tema de moda en todos los ámbitos de la sociedad, y ha llegado al deporte para quedarse. En lugares como Italia, los eventos deportivos se disputarán a puerta cerrada durante un mes; otros países siguen dicha medida. Federaciones, disciplinas y deportes se encuentran en una enorme encrucijada viendo cómo las fronteras se empiezan a cerrar y las trabas para realizar la actividad deportiva son cada vez mayores.

En el caso del tenis, el coronavirus ha obligado la suspensión de varios eventos: torneos WTA en el continente asiático (especialmente en China), diferentes Challengers a nivel ATP e incluso ha obligado a que se disputen varias eliminatorias de Copa Davis a puerta cerrada. Hasta el momento ningún gran torneo ha anunciado su suspensión, pero Indian Wells, la próxima cita importante en el calendario tenístico, ha decidido atajar el virus de la forma más expeditiva posible.

El torneo estadounidense ha anunciado una serie de medidas por las cuales el contagio de esta enfermedad debería reducirse ostensiblemente. Estas normas reducirán en gran medida la interacción entre fans y jugadores y tratarán de crear un entorno más seguro para todos aquellos que ya tengan su entrada. Hay que destacar, en primer lugar, cómo el torneo se solidariza con todos aquellos que prefieran extremar las precauciones y decidan suspender su viaje al desierto: cualquier persona que haya comprado su entrada puede solicitar el reembolso de la misma o intercambiarla por entradas para la edición de 2021. Una medida sensata que, además, facilita también a aquellos fanáticos ubicados fuera de los Estados Unidos que hayan visto cómo su vuelo se ha cancelado en los últimos días.

Dentro del recinto, las medidas tomadas por el torneo indican la seriedad de la situación. La principal novedad será que los jugadores no recibirán la toalla directamente de los recogepelotas; a su vez, éstos no podrán tocar en ningún momento la toalla. Esta medida empieza a ser un clamor para muchas personas y ya se puso en práctica durante las finales NextGen de Milán: es muy posible que veamos a los jugadores coger su propia toalla en un futuro. Por otro lado, estos mismos recogepelotas requerirán del uso de guantes en cada partido donde formen parte, al igual que los trabajadores de los restaurantes o los voluntarios que recojan las entradas antes de llegar al recinto.

No solo los trabajadores e involucrados en la organización del campeonato deberán tener mucho cuidado. También se han impuesto una serie de medidas a los aficionados: los encuentros con jugadores, ya sean en los diferentes stands del torneo para firmar autógrafos o después de cualquier entrenamiento, se verán limitados a lo largo del torneo. Además, todos los fans tendrán más de 250 puestos con gel desinfectante a lo largo de todo el complejo; así, haciendo un uso casi rutinario de ellos, el riesgo de infección será mucho menor. No solo eso; en cuanto finalice la jornada, todas las áreas comunes serán limpiadas y desinfectadas meticulosamente para no dejar ni rastro del virus.

Pero, ¿y si, a pesar de todas estas precauciones, se diese algún positivo durante el torneo? Todos los equipos de emergencia estarán equipados con máscaras N95 en caso de necesitarlas, mientras que el torneo desplegará un dispositivo de coordinación con los hospitales locales en caso de infección. En definitiva, el torneo californiano está más que preparado para tratar con el coronavirus, tratando de crear un entorno seguro tanto para jugadores como aficionados. Como bien definen ellos mismos: show must go on.

Calendario ATP/WTA

Calendario ATP 2021

Comentarios recientes