Renata Zarazúa devuelve la esperanza al tenis mexicano

La jugadora de 22 años fulminó en primera ronda de Acapulco a la gran favorita del cuadro, Sloane Stephens. “Entré en la cancha pensando que podía ganar”.

Renata Zarazúa, la heroína de la jornada. Fuente: Abierto Mexicano Acapulco
Renata Zarazúa, la heroína de la jornada. Fuente: Abierto Mexicano Acapulco

Jornada larga la que se vivió anoche en el torneo mixto de Acapulco con victorias importantes para ciertos jugadores. Sloane Stpehens partía como la primera cabeza de serie del cuadro femenino, lo que no esperaba la estadounidense era que fuera Renata Zarazua (270 del mundo e invitada por la organización con una WC) la que pusiera el punto y final a su aventura en el cuadro. La tenista mexicana nacida en 1997 se anotó el triunfo más importante de su carrera (6-4, 6-2) y llenó de esperanza a un público local que lleva varias décadas esperando a un tenista que le haga vivir estas emociones. Hoy Renata está un poco más cerca de convertirse en esa referente. Estas fueron sus palabras tras una noche inolvidable.

Victoria histórica ante Stephens. “Fue un partido muy duro realmente, me costó mucho encararlo. Desde el momento que se sorteó el cuadro no me lo pude sacar de la cabeza. Luego no estuve tan nerviosa como esperaba, según fue avanzando el encuentro me fui encontrando más tranquila. Tenía un plan de juego y lo importante era seguirlo porque sabía que me iba a funcionar. Yo sabía que ella iba a cometer muchos errores por nervios, presión o por lo que fuera. Necesitaba mostrarme lo suficientemente madura para lograrlo. Por suerte, mi hermano me ayudó muchísimo entrando en la pista y prohibiéndome pesar en el marcador. Es el primer año que trabajamos juntos y esto es algo muy importante”.

La bola de partido. “Traté de no pensar que era match point, sino un juego más. El año pasado ya tuve match point a favor y perdí, así que traté de olvidar esos pensamientos de mi cabeza. Hasta pensé que iba perdiendo en ese juego para sacarlo como sea, eso fue lo que me pasó por la cabeza”.

Táctica premeditada. “Nunca había jugado contra ella pero la conozco bien. A ella le gusta que le jueguen rápido, que le den mucho ritmo, cuando está parada juega muy bien. La idea era mantenerla todo el rato en movimiento, que nunca estuviera quieta, mucha bola para arriba, dejadas, todo eso me ayudó en muchos puntos, tampoco en todos. Sabía que si seguía esa plan al final me iba a funcionar, salí ahí fuera a jugar y a tratar que ella no se encontrara cómoda”.

Segunda vez que gana un partido en Acapulco. “La primera vez estuve mucho más nerviosa porque era la primera vez que iba a ganar un partido aquí, así que los nervios fueron mayores. Obviamente, este partido fue súper especial por quién es ella, significa muchísimo para mí. Entré a la cancha pensando que realmente podía ganar, eso es lo más importante, pensar que tienes opciones de ganar cada partidos. Agradezco a todo mi equipo de entrenadores por mantener siempre esa fe en mí”.

Su nuevo entrenador, clave. “Cuando empecé a trabajar con mi hermano me dijo que la diferencia entre las buenas jugadora y las muy buenas está en esa parte mental, en cómo gestionan los nervios y las emociones dentro de los partidos, la presión. Yo tengo un carácter muy fuerte, así que me dijo que debía controlar eso si quería empezar a ganar a jugadoras buenas y avanzar más allá del top300. Eso era lo más importante, que fallara o no fallara, la actitud siempre tiene que ser positivo. Ahora tengo que seguir, no puedo quedarme en este partido, quiero mejorar en cada partido que pase”.

Cuadro abierto. “Solamente he ganado mi primera ronda, eso es todo en lo que me concentré. Ahora mismo no tengo el cuadro en mi cabeza, no sé contra quién juego, quiero ir partido a partido. Hoy he ganado, ahora voy a disfrutar, aunque con esto no tengo suficiente, quiero seguir ganando. Sé que Venus Williams perdió pero sigue habiendo muchas buenas jugadoras en el torneo, cada partido será muy duro. Con esta confianza que tengo ahora, sé que puedo enfrentarme a las jugadoras buenas y ofrecer un buen nivel. No quiero que esta victoria me desconcentre demasiado, quiero seguir haciendo bien las cosas”.

Batalla con Rafa en el prime time. “Cuando vi la programación y vi que jugaba en el mismo turno que Rafa, entendí rápidamente que él era más importante, tengo todo el respeto por él, yo también hubiera ido a verlo. Luego ver a la gente entrar al estadio me animó muchísimo. En momentos donde te sientes cansada, ves a toda esa gente que te anima, que te grita, y entonces te recuperas. Sentí mucho esa energía, en este lugar siempre me han apoyado muchísimo”.

Comentarios recientes