Hewitt: “Lo importante con Kyrgios es que esté bien mental y físicamente”

El capitán de Copa Davis analiza cómo llega Nick al torneo de Acapulco. El de Canberra será el principal argumento australiano en la próxima serie ante Brasil.

La mirada de Lleyton Hewitt desde la grada. Fuente: Getty
La mirada de Lleyton Hewitt desde la grada. Fuente: Getty

El mes de marzo ya asoma a la vuelta de la esquina y con él las primeras eliminatorias del año en Copa Davis. Los Qualifiers de primera ronda pelearán los días 6 y 7 por un billete que les devuelva a la Fase Final que un año más se celebrará en la Caja Mágica de Madrid. Australia pondrá toda la leña en esa serie ante Brasil que les lleve al objetivo, pero antes hay que ver cómo llegan sus principales protagonistas: Nick Kyrgios y Alex De Miñaur. Para hablar sobre ellos, nadie mejor que Lleyton Hewitt, quien dejó su opinión en The Age en una semana donde ambos tenistas compiten en el ATP 500 de Acapulco.

A Kyrgios no le vemos desde que perdiera en octavos de final del Open de Australia ante Rafa Nadal, una ausencia que Hewitt explica al detalle. “Se apuntó a los torneos de Nueva York y Delray Beach pero, después de todos los grandes partidos que había disputado en el último Open de Australia, tuvo que retirarse de ambos eventos al darse cuenta que todavía no estaba listo para competir. Creo que eso es realmente importante para él, tanto mental como físicamente, durante todo el año. Depende mucho de cómo se sienta”, subraya el ex número uno mundial.

“La semana pasada fue a Delray Beach e intentó jugar, pero no estaba listo. Ahora se encuentra en Acapulco y creo que será un momento importante para él a la hora de elegir su calendario. En mi caso, como capitán de la Copa Davis, muchas veces quieres que los jugadores lleguen con muchos partidos encima pensando en que puedan salir a jugar una serie. En cuanto a Kyrgios, simplemente se trata de que esté bien mental y físicamente, listo para competir, que se le vea golpeando bien la bola”, refuerza el de Adelaida, siempre pendiente de todos sus jugadores.

Pendiente también de De Miñaur, su ojito derecho. El de Sydney regresó esta madrugada a las pistas perdiendo en primera ronda de Acapulco ante Kecmanovic después de más de un mes completamente parado tras su lesión en la ATP Cup. “Cuando nos sentamos por primera vez tras la lesión, él tenía claro que quería jugar el Open de Australia, incluso con la rotura que tenía en el músculo abdominal. Los hechos fueron que gran parte del personal médico tuvo que advertirle del riesgo que había si salía a la cancha, cabía la opción de que empeorara más. No fue una decisión fácil para alguien tan joven y ansioso, alguien que venía jugando tan bien, pero fue la decisión correcta”, recuerda el bicampeón de Grand Slam.

Pero hay una cosa por encima de sus chicos que le preocupa más que nada a Hewitt: la competición. Un nuevo formato de Copa Davis que se estrenó en 2019 bajo la dirección de Kosmos Tennis y que no convence de igual manera a todos los participantes. “Ha sido bastante difícil lidiar con la ITF durante 25 años, así que no estoy seguro de que el formato vuelva a cambiar de la noche a la mañana. Sin embargo, creo que la ITF está bajo mucha presión. Con lo bien que funcionó la ATP Cup este mes de enero y cómo acudieron las multitudes, ya veremos. Para mí, lo más decepcionante de Madrid fue la asistencia de público y el ambiente, eso no era la Copa Davis. No fue la Copa Davis como la conocemos, en casa, la que te obliga a jugar en estadios hostiles. Preferiría volver a eso y vivir ese ambiente, aunque sea en contra, que jugar enfrente de 30 personas”, valora.

Comentarios recientes