Djokovic: "Se habla de que a la gente no le gusto pero no tengo esa impresión fuera del campo"

El serbio habló en una conferencia de prensa en Serbia y reconoció que le gustaría que el público le animase pero que es una negatividad que no quiere en su vida.

Djokovic habla sobre el hecho de tener a la grada en su contra. Foto: Getty
Djokovic habla sobre el hecho de tener a la grada en su contra. Foto: Getty

En el día de ayer, Novak Djokovic ofreció un encuentro con los periodistas en Serbia donde no solo respondió a sus preguntas sino también a las de otros colegas deportistas de su país en una charla más que interesante donde comentó acerca de varios asuntos de actualidad así como del seguir teniendo a la grada en contra, algo que su padre volvió a traer como debate de actualidad tras unas declaraciones en donde habló de "falta de respeto" por parte del público en Australia al animar a Thiem en lugar de a él. Estas declaraciones han sido recogidas íntegras por el periodista Saša Ozmo en Sport Klub.

¿Cómo logra remontar un marcador tan adverso cuando está cerca de perder? ¿Qué consejos a nivel mental le puede dar a otros deportistas? "Cada deporte es diferente pero hay cosas universales que todos pueden hacer. Cuando el resultado está en contra, cuando aumenta el nerviosismo y todo está del lado del rival, trato de permanecer en el momento actual. Esto es más difícil de lograr que de decir. Es algo que se consigue con la experiencia y el trabajo, conociéndose a uno mismo. Una de mis técnicas es respirar conscientemente. Cierro los ojos y trato de calmar mi pulso. Es normal que a veces tengas algún arrebato, algo de lo que tampoco estoy orgulloso, pero lo que importa es cómo me recupero. Es algo que requiere de mucha dedicación diaria. Se debe crear un hábito. Hago ejercicio todos los días y eso me ayuda a encontrar una manera de regresar en situaciones donde no hay salida".

Y profundiza más en esa técnica de relajación. "Existen técnicas para reducir el ritmo cardíaco, calmar la mente y ayudar a concentrarse. Por ejemplo, la respiración u otra técnica, la visualización. La ciencia ha demostrado que cuando creas una imagen en tu mente, puedes alcanzarla. Tengo mucha fe en mí mismo y en las imágenes que proyecto. Imagino a un miembro de mi familia, alguien superior que te inspira. Creer en Dios o en un poder superior. Todo eso ayuda a hacer realidad las ambiciones. Creo que los ángeles nos vigilan y nos ofrecen su ayuda cuando más lo necesitamos".

Al lograr lo que ha logrado, si siente que ya se ha realizado a nivel personal al conseguir todos sus objetivos. "Todo el mundo habla de récords para romper, metas, ambiciones... pero todo eso crea energía que propaga mucha tensión. Tengo mis objetivos, pero eso no es lo que me motiva. Los trofeos y los récords no me llenan. Lo que me da alegría es sostener una raqueta en mis manos. El amor por el tenis está en el centro de todo. Hay días en que no entreno como lo puedo hacer normalmente a menos que regrese a ese niño interior que llevo dentro y que le encanta el deporte. El objetivo principal es disfrutar con lo que hago. Ganar o no ganar no me satisface como ser humano".

Cómo mantener el nivel de motivación. "Todo viene de dentro, no de fuera. Los trofeos y los torneos pueden ser el objetivo pero la motivación viene del esfuerzo diario. Algunos deportistas eligen tener carreras más cortas pero yo quiero que dure lo máximo posible porque para mí, el tenis va más allá del éxito profesional".

El tema de tener la grada en contra, cómo gestiona él esa energía negativa que le viene de fuera y logra transformarla a su favor. "En Wimbledon, ante Federer, ya comenté que estaba entrenado para escuchar 'Nole, Nole', en lugar de 'Roger, Roger'. No siempre logro hacerlo, porque de la grada viene mucha energía, sobre todo cuando juego frente a Federer o Nadal. Se habla mucho de que a la gente no le gusto pero no tengo esa impresión fuera del campo. Disfruto de mucha simpatía y apoyo. Hay lugares donde tengo más o menos apoyo, pero cuando juego contra ellos dos, el público está de su lado pero eso no significa que me odien".

Y continúa. "Si fuera verdad que no me quieren en ningún lado, ¿por qué debería echar más gasolina al fuego? No quiero contribuir al desarrollo de energías negativas, odio o ira. A veces pierdo los nervios y no estoy orgulloso de ello pero admito abiertamente que soy un hombre que continúa aprendiendo y que comete errores. ¿Por qué iba a concentrar mi energía en intentar que me quieran? Por supuesto que quiero que la grada me anime pero no quiero ese tipo de negatividad, esas no son las flores que quiero que crezcan en mi jardín".

Kobe Bryant y lo que aprendió de él. "Uno de los momentos más difíciles en mi carrera fue la lesión de codo que tuve en 2016 y que se prolongó hasta 2017. Estuve bajo presión muchas veces y tuve que cambiar de mecánica de servicio. Kobe me ayudó mucho. Compartió su experiencia porque él también sufrió lesiones. Compartió conmigo cómo equilibró su vida personal y profesional y cómo hizo la transición a todo lo que construyó en su carrera como jugador. Lo que ha sucedido es una gran tragedia pero su espíritu vivirá para siempre. Mirad todos lo que le recuerdan. Esa influencia va más allá de los títulos. Trasciende al deporte, motivando a la gente a superar sus obstáculos".

Comentarios recientes