"Mamá, pareces 10 años mayor que ella"

La belga Kim Clijsters cuenta cómo su hija sirvió de motivación para dar el paso y volver a las pistas a su edad y con una familia formada.

Kim Clijsters. Foto: NY Post
Kim Clijsters. Foto: NY Post

Kim Clijsters no estará en Australia pero una vez termine el primer grande del año, seguramente se convierta en uno de los grandes focos de atención del planeta tenis. La tenista belga ha recibido tres wildcards, incluida una para Indian Wells, en lo que será una nueva vuelta a las pistas, después de una primera en la que ya tenía un niño. Sin embargo, ahora todo cambia. Su cuerpo ha envejecido y ha formado una familia con la que deberá programar sus apariciones. Un desafío que Kim vive con una enorme motivación.

Una situación que, sin duda, es nueva para ella. "Lo único que me preocupaba era, ¿vale la pena estar en el centro de atención como familia y madre? Hubo personas que me dieron muchos consejos sobre cómo Roger Federer y otros atletas con familia lograron equilibrar todo. Cuando estoy aquí en casa no es como si estuviera haciendo mucha televisión o entrevistas, me gusta una vida normal. Cuando salieron las noticias, las televisiones fueron a la escuela de mis hijos. Fue entonces cuando pensé, 'Wow espero que esto sea bastante rápido y que nuestras vidas puedan seguir igual. Solo quiero jugar al tenis e intentar hacerlo a un alto nivel".

Al hecho de tener que compaginar su familia con los torneos, su cuerpo será un gran interrogante. "Va a ser diferente que antes. No voy a jugar muchos torneos. Los niños no viajarán tanto conmigo. Voy a tener que elegir mis torneos para ver qué funciona con los niños y con la escuela, los exámenes... Sé que esto será algo por dos, tres, cuatro años si puedo mantenerme sana y aprender más sobre cómo reaccionará mi cuerpo. Necesitaré averiguar cuánto tiempo necesitaré para recuperarme entre torneos, cuántos puedo jugar seguidos. Tengo mucha experiencia del pasado, pero esta situación es muy nueva".

"Es un desafío para mí. Quiero ver hasta dónde puedo llegar"

"Mis hijos y sus horarios no se verán afectados por mi decisión de volver. Me gusta ese equilibrio que tengo ahora. Tengo esa pasión por el tenis. Me encanta el juego, me encanta lo que desencadena dentro de mí. Es diferente ahora que cuando volvi a las pistas tras el primer niño. Ahora creo que es algo que me impulsa, es un desafío para mí. Quiero ver hasta dónde puedo llegar. Tal vez no gane un juego (risas), pero definitivamente lo intentaré".

Pero la gran anécdota, que sirve como motor hacia el cambio y la convicción, en todo este tiempo llegó cuando su hija la comparó con Venus Williams. ''Le dije a mi entrenador: '¿Crees que esto es posible después de haber dado a luz a tres niños, con mi cuerpo y mi edad?. Fuimos hacia adelante y tras decírselo a Jada y Brian, se fue gestando. Jada fue de hecho quien me dijo: 'Mamá, tienes que volver'. Jada estaba asombrada de, por ejemplo, lo que había hecho Venus. Y es que en la cancha, en los entrenamientos, estábamos calentando y Jada estaba parada a mi lado. Y me dijo: 'Mamá, pareces 10 años mayor que ella'. Yo dije: '¿En serio? ¡Gracias, Jada!' Eso fue una gran motivación. Se lo dije a Venus y no podía parar de reirse''.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes