Rubén Ramírez: “Ojalá pueda ser mejor entrenador que jugador”

El alicantino, retirado desde finales de 2017, recibió anoche un homenaje en la Gala anual de la FTCV. “Estoy contento de que se hayan acordado de mí”.

Los homenajeados, David Ferrer y Rubén Ramírez, junto a Antonio Martínez Cascales. Fuente: FTCV
Los homenajeados, David Ferrer y Rubén Ramírez, junto a Antonio Martínez Cascales. Fuente: FTCV

Fue una velada redonda, una noche donde casi 600 personas estuvieron presentes en la despedida de la temporada 2019. La familia del tenis valenciano reunida en la gala anual de la FTCV para entregar los premios a los mejores del curso, incluyendo dos homenajes más que merecidos. Por un lado, David Ferrer. Por el otro, Rubén Ramírez Hidalgo. Dos talentos que, independientemente de sus éxitos, entregaron hasta la última gota de sudor dentro de la pista, demostrando que el esfuerzo en este deporte es innegociable. El alicantino, tras ganarse a todo el público con su discurso, atendió a Punto de Break durante unos minutos para compartir sus emociones.

“Hace dos años que dejé de jugar, es verdad que tampoco lo anuncié, no dije nada, no soy mucho de homenajes", confiesa a sus 41 años. "Hace unos días me avisaron que querían hacerme un homenaje aquí, así que estoy encantado. En principio, nunca he sido muy fan de estas cosas, pero sí estoy contento de que se hayan acordado de mí”, agradece el que fuera número 50 del ranking ATP en 2006.

Pero ahora Rubén ya no compite dentro de las pistas, sino fuera de ellas. El español hizo la transición rápidamente de jugador a entrenador y tiene su base de operaciones en el Arena Alicante, donde trabaja codo con codo junto a Mariano Ezequiel Campos y el resto del equipo de Spanish Tennis Way. “Me hace mucha ilusión esta nueva etapa. Cuando se me mete algo en la cabeza soy muy insistente, me encanta trabajar. Ojalá pueda ser mejor entrenador que jugador, ese es uno de mis objetivos. Cada día lo doy todo para lograrlo”, asegura uno de los tenistas que más exprimieron el circuito en su ciclo como profesional.

¿Pero qué es exactamente Spanish Tennis Way? ¿De dónde nace esta concepto? “Es una idea que surgió hace un tiempo, estando ya retirado. Desde Irlanda nos pidieron una colaboración para viajar un par de veces a trabajar con ellos y a partir de esa experiencia creamos Spanish Tennis Way. Básicamente, se trata de ir a países que nunca tuvieron un gran jugador en la élite o una gran estrella, así que nosotros vamos y les mostramos cómo lo hacemos aquí, cómo se entrena en España. Exportar nuestro sistema de entrenamiento para que el resto de países puedan conocerlo”, subraya Ramírez, el hombre líder de un proyecto respaldado por patrocinadores tan potentes como Yonex.

Llevar el éxito a otros países, eso sí, sin olvidarnos de atender a los nuestros. Durante la gala celebrada la pasada noche en la sala 23 del complejo de Kinépolis (Paterna), varias de las chicas entrenadas por Rubén desfilaron para recoger sus galardones. “He tenido tres chicas que han recibido un premio en esta gala y eso me hace sentir muy orgulloso. África Burillo es campeona de la Comunidad Valenciana, Lucía Martínez es campeona de España y Amelie Rosadoro es campeona de España en dobles. Son nenas que todavía son pequeñas, pero también me gusta trabajar en este nivel. A estas alturas es cuando realmente las puedes formar y moldear en base a la idea que yo tengo de cómo debe ser un jugador. También viajo con gente que está arriba, pero a esos ya no les puedes retocar mucho. Tengo las dos posibilidades, así que estoy contento”.

Por último, le preguntamos a Rubén sobre esa esencia del tenis español que tantas victorias nos ha dado, el secreto genético a tantos años de éxitos de nuestros jugadores. “Para mí no hay ningún secreto. A día de hoy el nivel medio ha subido mucho, pero es la forma de trabajar y la mentalidad que tenemos en España lo que saca jugadores. Nosotros en Alicante tenemos un clima perfecto para trabajar, eso sumado al trabajo y la constancia diaria hacen el resto. Más que el talento, yo me quedo con el esfuerzo y las ganas para intentar ser un jugador de tenis”, concluye el técnico.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes