Cuando Federer, Nadal y Djokovic pierden partidos ganados

Repasamos las derrotas que el Big Three ha encajado a lo largo de su carrera deportiva después de tener bola de partido.

Cuando Federer, Nadal y Djokovic pierden partidos ganados. Foto: Getty
Cuando Federer, Nadal y Djokovic pierden partidos ganados. Foto: Getty

Roger Federer, Rafael Nadal y Novak Djokovic son, con casi total seguridad, los tres mejores tenistas de la Historia. Los tres coinciden en el tiempo y transmiten la sensación de que la perfección existe. Sin embargo, estos tres atletas perfectos, cada uno a su manera, registran inusuales derrotas en encuentros que tenían prácticamente ganados. En la siguiente tabla, elaborada por TennisMyLife, quedan reflejadas todas las derrotas que el Big Three ha encajado, tras gozar previamente de bola de partido.

Fuente: @TennisMyLife68 (Twitter)

En esta faceta, Federer tiene hasta 22 espinas clavadas, por supuesto, unas más grandes que otras. Si bien el suizo atesora calidad y talento sin precedentes, sus momentos de desidia y desconexión mental en situaciones cruciales también han marcado una ya de por sí exitosa carrera deportiva.

La derrota ante Nadal en la final de Roma 2006 es una de las más destacadas en esta lista; en un partido que se extendió más allá de 5 horas y en el que Federer logró más breaks que su rival, ganó más puntos y gozó de dos bolas de campeonato consecutivas al resto en el quinto set, Nadal se terminó llevando el título en el Foro Itálico.

Cabe recordar también las dos oportunidades perdidas en el US Open, en el año 2010 y 2011 ante Djokovic. Fueron circunstancias muy parecidas, ambas en semifinales y en el quinto set, con la salvedad de que, en 2010, las dos bolas de partido tuvieron lugar al resto y en 2011 fueron al servicio.

Pero sin duda, la derrota más sonada en estas circunstancias se produjo en la final de la pasada edición de Wimbledon; a pesar de que el suizo fue superior a Djokovic en todas las estadísticas, su inconsistencia en los momentos clave le empujó a la derrota, desaprovechando hasta dos bolas de torneo consecutivas con su saque en la manga definitiva.

Nadal aparece con casi tres veces menos derrotas que el suizo en estas condiciones. Si por algo se caracteriza Rafa es por su entrega de principio a fin en cada encuentro y por su capacidad de concentración en los momentos importantes. Prueba de ello es que ninguno de esos partidos se produjeron en Grand Slam y tan sólo uno fue en una final.

A pesar de que son derrotas que se dan lejos de las grandes citas, conviene rememorar el encuentro ante Nikolay Davydenko en la final de Doha 2010, porque fue una auténtica montaña rusa en todos los sentidos. El tenista de Manacor empezaba con un 6-0 sin paliativos ante uno de los pocos jugadores con el que tiene cara a cara negativo (5-6). En la segunda manga, Rafa encajaba un break que luego conseguía recuperar y llegaban a la muerte súbita, en la que llegó a disponer de dos bolas para ganar el torneo que no materializó. Nikolay se amarraba a la pista con uñas y dientes y forzaba la tercera manga. Nadal lograba una rotura en el tercer juego y abría brecha en el marcador, pero el ruso volvía a recuperar el terreno perdido y terminaba imponiéndose en 2 horas y 43 minutos.

En esta terreno, a Djokovic hay poco que reprocharle; en toda su carrera deportiva, tan sólo dejó escapar tres partidos habiendo estado a un punto de la victoria. De esas tres situaciones, sólo una se produjo en una final (Queen´s 2018 ante Cilic) y ninguna en Grand Slam. Quizás, la más significativa fue la derrota en semifinales del Masters 1000 de Madrid en el año 2009 ante Nadal; en un encuentro increíblemente igualado, serbio y español llegaron al tie break del tercer set. Con 6-5 y saque para Djokovic, ambos maestros se marcan un puntazo de 20 intercambios que termina con una derecha ganadora de Nadal, que celebraba con un sonoro rugido la forma en la que había salvado la situación.

Todos estos datos ponen de relieve la fortaleza mental de cada jugador y la importancia que tiene este aspecto dentro del tenis.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes