Federer: “Siempre es especial vencer a Novak, más aún después de lo que pasó”

El suizo mostró su mejor sonrisa tras sellar su pase a semifinales de Londres. Su victoria sobre Djokovic demuestra que todavía tiene punch ante los grandes.

La explosión de Roger Federer. Fuente: ATP
La explosión de Roger Federer. Fuente: ATP

Tuvo que esperar 1458 días, pero tanta demora terminó teniendo premio. Quizá no uno tan grande como a él le hubiera gustado, pero no se podrá negar que esa sonrisa de Roger Federer tras tumbar a Novak Djokovic en el Round Robin de las Nitto ATP Finals es una de las más plenas que ha mostrado el suizo esta temporada. Un triunfo sin oposición que le lleva hasta semifinales y que corta una racha de cuatro años sin poder superar al balcánico. Motivos suficientes como para lucir un discurso de esperanza y, sobre todo, mucha alegría. Hoy el 40-15 de Wimbledon duele un poco menos.

Un partido estudiado. “Hay muchas cosas que intervienen en un partido así. Ante del encuentro, estuve hablando con mi equipo durante más de una hora sobre todas las posibilidades que podían darse. Ellos me dijeron lo que pensaban que ocurriría, compartimos nuestros sentimientos, pero cuando sales ahí fuera nunca sabes si funcionará. Desde el primer momento sentí que tenía un buen ritmo desde la línea de fondo y con el servicio, sabía que si no jugaba un gran tenis, estaría en peligro. Fue una gran sensación, pero esto ante Djokovic no significa demasiado. Novak ha hecho un gran trabajo a lo largo de toda su carrera para encontrar la forma de hacerte jugar mal o ser mejor que tú ese día, aprendió a exprimir cada victoria, como sucedió en Wimbledon. Después de siento joven, pero creo que es el corte de pelo".

El primer set, clave. “Sabía que el comienzo no era clave, pero sabía que sería importante. Tuve una gran racha con el servicio durante todo el primer set. Supe mantener la presión y mezclar mi juego, en ese momento él estaba jugando increíblemente agresivo, lo cual me sorprendió un poco. Hoy creo que las cosas funcionaron muy bien, ha sido una de esas noches donde tenía claro el plan de juego. Obtuve lo que esperaba y tuve una gran sensación al final, tal y como se vio en mi reacción”.

Djokovic, cuatro años después. “No lo pensé demasiado, aunque hubo mucho periodistas que me lo recordaron. Desde mi punto de vista, no recordaba que llevaba tantos años sin ganarle, tampoco lo sentí así, ya que me vi muy cerca de ganarle en París y en Wimbledon. Luego me di cuenta que nunca le había superado desde mi operación de rodilla, aunque esto lo escuché hoy. No sé si fue bueno saberlo, pero lo descubrí. En el partido sentí que iba a tener mi oportunidad, para ser honesto. Si comparas cómo serví contra Thiem y cómo serví hoy, es como el día y la noche. Los debuts nunca son fáciles, pero es así como funciona. Estoy feliz por ver mi nivel de esta noche y, obviamente, siempre es especial vencer a Novak, aun más después de lo que sucedió, pero no sentía que tuviera que deshacerme de los fantasmas. Creo que pasé página bastante rápido después de aquello. Esta temporada he jugado muy bien y creo que esta victoria lo demuestra”.

Estilo de poco desgaste. “Nunca busqué jugar al tenis sin esfuerzo, fue algo natural que desarrollé a través de mis entrenadores, algo que aprendí a tomar especialmente en mi juventud, allí lo aprendí. Cuando veo jugar a otros tenistas con un agarre extremo o el revés a dos manos, son cosas que nunca funcionaron en mi caso. Para mí, esta era la única forma de jugar. A veces desearía haberlo hecho un poco diferente, pero terminó siendo así. Aproveché todo al máximo y me sentí cómodo con el trabajo duro y mi forma física, llegando a pelotas que no pensaba que llegaría, eso me convirtió en el jugador que soy hoy en día. Supongo que se convirtió en un estilo de movimiento sin esfuerzo, algo que terminó protegiendo mi cuerpo, lo cual ha sido positivo. Eso me ayudó a ganar partidos en poco tiempo algunas veces, como esta noche. Esos partidos son doblemente buenos, porque salvas al cuerpo y te dan mucha confianza”.

La importancia de un buen servicio. “He tenido un gran año con el servicio, sinceramente. En muchos momentos de la temporada me sentí genial, como en Basilea. Sabía que podía hacerlo, pero no pensé que fuera capaz estando Novak Djokovic enfrente. Llegar a los números que llegué hoy fue muy especial, me sirvió también para ser muy fuerte en mi siguiente tiro, incluso para producir buenos restos después. Creo que hoy resté muy bien, puse muchas bolas en juego. Durante los intercambios, sentí que debía ser tremendamente agresivo. Esto ya lo hice en París y en Wimbledon, fueron partidos donde apenas perdí el saque, como esta noche, así que veo que ante Novak mi servicio puede funcionar bien. La clave está en tener días mejores con el resto. En Cincinnati, por ejemplo, tuve un día terrible”.

Nadal, Nº1 gracias a él. “Estoy seguro de que Rafa estuvo mirando el partido, pero yo estaba centrado en hacer un buen torneo. Sabía que había mucho en juego para Novak. Si él no hubiera ganado Wimbledon, seguramente no habría logrado estar luchando por el Nº1, eso es lo que me repetía una y otra vez. Él me venció en Wimbledon y por eso estaba tan cerca de la pelea. Rafa también ha tenido una gran temporada, estoy feliz de haberles ganado a los dos este año, pero ambos merecen estar mejor clasificados que yo. Hoy fue un buen día para el tenis, ya no solo por el nivel o porque gané a Novak, sino porque el Nº1 estaba en juego, la atmósfera fue muy agradable. Estoy muy satisfecho de mi rendimiento”.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes