Federer revela por qué lloró al recibir el 10º título en Basilea

Mientras recibía el título de campeón por décima vez en Basilea, Roger Federer rompía a llorar, emocionado, mientras muchos de los presentes en el estadio se emocionaban con él. Parece mentira que a sus 38 años, Roger siga emocionándose de esa forma al ganar un título. "La gente piensa que solo estoy ahí, obteniendo el título pero hay mucho más que eso. Manejar a cuatro niños es todo un desafío, un lindo reto. Y cuando estoy allí y recuerdo todo eso en mi cabeza, me llega. Con la música de fondo y los niños entrando en la pista... todo suma. Estas victorias significan mucho para mí. Al principio me resultaba incómodo mostrar mis emociones en público pero ahora es parte de mi carrera. No pretendo que salga, pero me viene de forma natural", comentó Federer, tal y como recoge Tages Anzeiger.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes