Thiem afrontará su gran asignatura pendiente: el tenis en hierba

El austriaco busca adaptarse a una superficie en la que no ha podido brillar, teniendo que afrontar cambios sustanciales en su juego.

Dominic Thiem, expectativas gira sobre hierba 2019. Foto: gettyimages
Dominic Thiem, expectativas gira sobre hierba 2019. Foto: gettyimages

A medio camino entre los jóvenes criticados por algunas voces autorizadas y las leyendas que exprimen sus éxitos. Así se encuentra un Dominic Thiem que experimenta una palpable evolución en su tenis, madurez y carisma. Se ha destapado como uno de los pocos tenistas capaces de afrontar escaramuzas victoriosas contra el Big3, explorar sus límites con un título de Masters 1000 y repitiendo final en Roland Garros 2019 y postulándose como un candidato a la gloria en todas las superficies... No, en todas no. La hierba es la gran asignatura pendiente de un hombre que no quiere despreciar ningún tramo de temporada y se afana en mejorar sus prestaciones sobre una superficie cuya potencia y efectos liftados se ven algo banalizados y en la que tendrá que exprimir su habilidad natural para ejecutar golpes cortados y subir a la red.

Precisamente una de las cosas por las que Dominic decidió de joven apostar por el revés a una mano fue la posibilidad de tener un revés cortado más natural y efectivo. Lo necesitará si quiere emular el nivel de tenis que le llevó a ser campeón en Stuttgart 2016, único evento disputado sobre césped en el que pudo desplegar su mejor tenis. Tanto es así, que logró vencer a Roger Federer en semifinales, imponiéndose en la gran final a Philipp Kohlschreiber. Fue un mero espejismo ya que desde ese momento, sus apariciones en la hierba se han contado por decepciones. Ese mismo año pudo alcanzaar las semifinales en Halle, pero los dos años siguiente perdió contra Robin Haase y Yuichi Sugita en segunda ronda.

El balance del austriaco en Wimbledon no es mejor. Su mejor resultado son los octavos de final cosechados en 2017, cuando consiguió encadenar tres triunfos ante Pospisil, Simon y Donaldson antes de caer en octavos de final contra Tomas Berdych en un apretado encuentro resuelto en cinco mangas. En su primera aparición en el All England Lawn Tennis Club, allá por el 2014, perdió en primera ronda ante Luke Savilla y en 2015 y 2016 se despidió del torneo en segunda ronda, sucumbiendo ante Fernando Verdasco y Jiri Vesely, respectivamente. La pasada campaña acudía ya con la vitola de favorito, pero una lesión le obligó a retirarse en primera ronda y condicionó su juego en los meses siguientes.

Embed from Getty Images

"Estoy muy motivado de cara a Wimbledon. Es el torneo por excelencia en nuestro deporte, un evento muy especial. Tengo grandes expectativas este año y quiero quitarme la espina que supuso tener que retirarme en 2018 en el primer partido. Considero que tengo una buena oportunidad de llegar lejos", desveló en una comparecencia ante medios de comunicación de su país un hombre que no lo tendrá fácil para figurar como cuarto cabeza de serie, ya que el orden de los mismos se establece en el torneo británico no solo por el ranking ATP, sino por el histórico de resultados sobre hierba. Con el fin de sumar puntos de cara a ello y adquirir ritmo competitivo, el austriaco volverá a competir en Halle. Sin apenas tiempo para asumir todo lo ocurrido en París, Dominic Thiem mira ya con optimismo y ambición a Wimbledon 2019.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter