Barty cumple y coge cariño a la tierra batida

Ashleigh Barty parece decidida a dejar atrás su fobia a la arcilla. Consolidada en la élite tanto en dobles como individuales, la australiana ha encontrado también la manera de sacar su mejor tenis en la superficie que siempre se le había resistido, como atestigua el hecho de haberse clasificado para los octavos de final de Roland Garros 2019. Lo ha hecho derrotando con contundencia a Andrea Petkovic, por un marcador de 6-3 6-1 que le sirve para presentar sus credenciales a lo máximo. Su siguiente rival será Sofia Kenin.

Comentarios recientes