La nueva vida de John Isner

John Isner confirmó en una entrevista lo mucho que le ha cambiado la vida desde que es padre. El norteamericano debutará hoy en New York.

John Isner en Londres. Foto: Getty Images
John Isner en Londres. Foto: Getty Images

Miembro de honor de esa nutrida y talentosa segunda línea del tenis mundial, capaz de plantar cara a los mejores y llevar a cabo alguna escaramuza que le dé réditos notables para poder triunfar. John Isner está en este selecto grupo que año tras año lleva peleando por mantenerse en los puestos nobles del ránking y sumar algún que otro título cuando pueden aprovechar el vacío de favoritos existente. Algo así se puede encontrar el tenista norteamericano esta semana en New York, donde con la baja de Kevin Anderson espera sumar su primer título de la temporada y poder dedicárselo a alguien muy especial, a su hija Hunter Grace.

Es un hecho que su vida ha cambiado desde hace unos meses. La paternidad parece que ha hecho madurar aún más al gigantón norteamericano que sin duda no puede evitar parar de sonreir cada vez que está frente a su hija: "Sin duda alguna, ser padre es lo mejor que me ha pasado en la vida. Creo que si le preguntas a cualquier tenista del circuito te lo pueden confirmar. Ver a mi hija cada día crecer me hace muy feliz y creo que el tenis pasa a un segundo plano. Ella actualmente tiene cinco meses y cada día que pasa la veo más mayor. Junto a mi esposa, mi hija es lo más importante de mi vida", manifestó en unas declaraciones recogidas por la web oficial de la ATP.

Esta ha sido sin duda la razón por la cuál estamos viendo menos a John Isner en el circuito tenístico: "Fue bastante difícil el volver al circuito. El nacimiento de mi hija provocó que me bajase de toda la gira por Asia. Fue una decisión fácil, ya que esos torneos los disputo cada año y creo que actúe bien. No iba a dejar a mi esposa en casa con toda la carga que conlleva el nacimiento de un hijo. También decidí saltarme la Copa Davis por este motivo. Una vez que mi hija nació y estuve unas semanas ayudando en casa, el deber de volver al tenis me llamaba. Fue bastante difícil la primera semana lejos de casa. Fue muy difícil y quizás esta puede ser una razón de mis malos resultados en estos últimos meses. Tras caer en la primera ronda del Open de Australia, mi tristeza desapareció cuando vi la cara de mi pequeña".

[getty:1061507850]

John Isner valoró positivamente el 2018, año donde consiguió conquistar su primer torneo Masters 1000 y asentarse en el top ten: "No tengo dudas en decir que 2018 ha sido mi mejor año como profesional. Tuve grandísimos resultados, lo cuál es muy importante. Es cierto que me hubiera gustado ser más consistente pero es lógico que en una temporada tenística haya altibajos. Conseguí mantenerme en el top ten a mis 33 años y me mostré muy bien físicamente. Es muy importante para mí que con esta edad pueda mantenerme sano para seguir jugando a tenis. Espero continuar con esta buena dinámica".

LA APUESTA del día

Comentarios recientes