El maravilloso gesto de Kuhn con un niño indio que hace reflexionar

Nicola Kuhn se despidió ayer del torneo de Chennai en cuartos de final tras perder ante Moutet en tres sets pero puede irse con la cabeza muy alta, sobre todo después de lo que ocurrió después. "Hoy, después de mi partido le regalé unos zapatos rotos a un niño indio. Su mirada valía más que mil palabras. Me ofreció agua, sabiendo que ni él tiene para beber. Muchas veces nos quejamos de que no tenemos los caprichos que no tenemos o que nos duele algo. Ellos, son felices teniendo casi nada", reflexionó Kuhn en Twitter.


LA APUESTA del día

Comentarios recientes