ATP 500 Beijing 2018: Análisis del cuadro

Del Potro, Zverev y Dimitrov parten como los tres grandes favoritos en un cuadro marcado por las ausencias de Rafa Nadal y Novak Djokovic.

Sorteo del cuadro de Beijing. Fuente: China Open
Sorteo del cuadro de Beijing. Fuente: China Open

No nos vamos a engañar, hay dos ausencias que duelen profundamente al mirar el sorteo del cuadro del ATP 500 de Beijing. Rafa Nadal, vigente defensor del trono, deberá esperar su turno para regresar a una pista de tenis si no quiere recaer de nuevo con su problema en la rodilla. Por su parte, Novak Djokovic, seis veces campeón en China, decidió darse algo más de tiempo libre después de haber escalado ya al podio del ranking mundial. Por si faltaba algo, Andy Murray anunciaba ayer que su temporada 2018 había llegado al final, con lo que no habrá ningún miembro del Big4 esta semana en tierras asiáticas. Sí que tendremos a Juan Martín Del Potro, Alexander Zverev y Grigor Dimitrov para animarnos las mañanas.

Precisamente es al argentino a quien todos miran, pese que aquí nunca pudo disputar una final. El gigante de Tandil debutará ante Albert Ramos y no encontrará una oposición demasiado compleja en su trayectoria por el cuadro. Posibles piedras en el camino como Sam Querrey o Borna Coric en los primeros días, hasta unas hipotéticas semifinales con Fabio Fognini, quien todavía está ganando sus garbanzos en Chengdu. En su cabeza está el aprovechar esta semana al máximo para acercarse de nuevo a ese Nº3 del mundo y, de paso, dejar sentenciada ya su clasificación para la Copa de Maestros.

Mucho ojo a jugadores como Karen Kahachanov o Andrey Rublev por esta parte alta del cuadro, dos hombres que saben hacer daño sobre esta superficie y que podrían aprovecharse de esa relajación que invade el circuito en los últimos meses del año por parte de los grandes favoritos. Veremos también si Feliciano López levanta un poco la cabeza y logra darse una alegría tras un tiempo en la sombra. Debut muy complicado ane Coric, aunque estas condiciones no le van nada mal al toledano.

Si echamos la vista hacia abajo, de nuevo una mala noticia para los nuestros. Si antes le tocaba a Albert Ramos abrir fuego ante el principal favorito, ahora es a Roberto Bautista a quien le ha tocado bailar con la segunda más fea de la pista. Alexander Zverev no tendrá un partido sencillo ante el oriundo de Castellón, por lo que habrá que estar muy pendiente de ese duelo. Como tampoco le quitaremos el ojo de encima a Grigor Dimitrov, finalista aquí en 2016. El búlgaro viene arrastrando muchos meses de amarguras y la gira asiática podría ser la medicina perfecta para coger un poco de aire. No será fácil en un cuadrante donde hombres como Jack Sock, Kyle Edmund o Fernando Verdasco amenazan con dar alguna que otra sorpresa.

Y justo en Fer nos detenemos, uno de lo hombres del momento tras volver a tumbar a Murray, aunque todavía sigue en Shenzen librando batallas. El madrileño tendrá aquí una primera ronda de alturas con Gael Monfils, a quien veíamos hace una semana levantando un Challenger. Es curioso pero, casi al 99%, de aquí saldrá un nuevo campeón del torneo. Sin Murray, Nadal, ni Djokovic y con Safin, González y Roddick retirados, el único hombre de la partida que sabe lo que es ponerse la corona en Beijing es Marcos Baghdatis, campeón en 2006 en la tercera edición disputada tras su regreso. Bonito horizonte el que se nos presente para los próximos días.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes