Djokovic: "Fue un ambiente de Copa Davis y estuvo fuera de lugar celebrar el warning"

El serbio valoró la actitud del público, se mostró satisfecho por su rendimiento y alabó el juego de Kyle Edmund y su gran potencial.

Suele decirse que cuando más peligroso es un león es al estar herido. Novak Djokovic tiene profundas cicatrices clavadas muy adentro y que han afectado a su orgullo de campeón en los últimos tiempos. La pérdida de tensión competitiva del serbio, una complicada lesión de codo y las muchas probaturas en su equipo técnico han obligado al de Belgrado a poner el contador a cero y volverse a demostrar a sí mismo que puede y quiere retornar a la cima. Su tenis se había diluido en un mar amor, paz y filosofías difíciles de combinar con el carácter aguerrido y ganador del balcánico. Pero eso ya se acabó en Wimbledon 2018.

La demostración de fuerza y carácter que ha hecho Novak desafiando al público más cortes del planeta tenístico pone de manifiesto sus incontenibles ganas de resarcirse y poner fin a este desierto de buenos resultados y sensaciones. "Ha sido un desafío muy exigente. Kyle Edmund está jugando el mejor tenis de su vida y ha mejorado muchísimo en los últimos meses. Ha sido un partido de gran calidad, tremendamente intenso y honestamente considero que él ha sido mejor durante set y medio, con una capacidad inaudita de mover la pelota de lado a lado con gran precisión", aseveró Djokovic que siguió refiriéndose con admiración a su rival.

[getty:995013666]

"Veo a Edmund como un futuro top-10. Sus mejoras en el revés le van a ayudar a consolidarse entre los 20 mejores y si sigue trabajando tan bien como los últimos meses con su nuevo entrenador (Frederik Rosengren) pronto se meterá entre los mejores y luchará por los grandes títulos", señaló un hombre que explicó sin tapujos la polémica con el juez de silla en un punto decisivo del cuarto set. "No he entendido sus decisiones. Traté de hacerle ver que era imposible que la pelota siguiera esa trayectoria habiendo botado solo una vez pero él no hizo caso e incluso se negó a concederme la posibilidad de pedir el ojo de halcón. Me dijo que era ya demasiado tarde", declaró un indignado Djokovic.

La jugada polémica que indignó a Djokovic

La jugada polémica que indignó a Djokovic

Seguir leyendo

Uno de los alicientes del partido fue ver la actitud desafiante del serbio con un público más exaltado de lo habitual. "El ambiente ha sido propio de la Copa Davis. No me esperaba esto en absoluto, la grada ha estado muchísimo peor que en mis partidos decisivos por el título contra Andy Murray. Además, hubo algunos que se excedieron mucho al celebrar el warning que me pitaron por excederme en el tiempo entre punto y punto. Creo que estuvo totalmente fuera de lugar", comentó visiblemente airado un Novak Djokovic que ya está en octavos de final y se enfrentará a Karen Khachanov por un puesto en cuartos de final de Wimbledon 2018.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes