Munar: "La mayor virtud de Rafa es su simplicidad como persona"

Jaume Munar, uno de los integrantes de la next gen y una de las esperanzas españolas para los próximos años está creciendo y mucho durante este año 2018.

Tras haber realizado un buen papel notable en Barcelona, aprovechando la Wild Card superó a Joao Sousa y puso en apuros a Dominic Thiem. En el Mutua Madrid Open, Jaume Munar también quiere hacerlo bien ya que el jugar en casa siempre es muy importante y te sientes con mucha dotación a la hora de hacerlo. Nacido en las Islas Baleares tiene una gran relación con Rafa Nadal, hombre que le ayudó mucho en sus inicios. En una entrevista con el Diario AS, cuenta como se encuentra.

"Empecé a jugar al tenis por un amigo. Jugaba al fútbol, baloncesto y hasta natación en Santanyi, mi pueblo y cómo me encantaba hacer deporte me apunté al tenis. Estuve con la Federación Balear y después me fui al CAR a Sant Cugat, donde conocí las sensaciones que podía dedicarme a este deporte de manera profesional. Estuve allí cuatro años y después estuve en el Real Club Tenis Barcelona, después decidí regresar a casa y jugar en la Rafa Nadal Academy de Manacor", explicó Jaume.

Sobre su relación con Nadal: "Tuve la suerte de que me fichara su mismo representante y a día de hoy me entreno con uno de sus mejores amigos, Tomeu Salva. Mi lazo con él se ha estrechado mucho más en estos últimos años". En el primer torneo ATP para Munar en Hamburgo (2015), formó dupla con el actual No.1 del mundo. "La mayor virtud de Rafa es su simplicidad como persona y como tenista. Su trayectoria te enseña que como jugador no debes valorar las victorias más allá de lo que son y que de las derrotas no pueden hundirte. Esa mentalidad es la que hace que él cada día mejore para intentar superarse y y ganar. Esa superación y su capacidad de esfuerzo es lo que más me gusta de Rafa.

"Soy un chico muy competitivo, no me gusta perder a nada. Las celebraciones y la manera de vivir los partidos dependen de uno mismo, pero justo en ese aspecto me parezco con Nadal, porque desde muy pequeño he vivido por y para competir". Su ascenso es considerable y en los torneos Challenger ha dejado su seña de identidad. "El nivel de estos torneos es alto ya que últimamente mucha gente que ha estado lesionada vuelve a jugar. Pero el nivel lo marca el circuito y tú tienes que estar ahí y asumirlo", responde el balear. "Mucha gente tiene mucha confianza puesta en él. "Lo más importante es creer en mí mismo, que tengo esa oportunidad de llegar arriba. Y trabajar porque si no, por muy bueno que te creas si lo dejas a un lado, no lo vas a conseguir".

Comentarios recientes