Federer: "Ha sido un partido duro pero acabé jugando bien"

El suizo reconoció no haber cuajado su mejor encuentro y destacó las diferencias entre jugar en jornada matinal y nocturna en Melbourne.

Roger Federer en Open de Australia 2018. Foto: zimbio
Roger Federer en Open de Australia 2018. Foto: zimbio

Es un hombre feliz y así lo transmite, tanto dentro como fuera de la cancha. Roger Federer juega con honestidad e ilusión, teniendo en la victoria no solo el único objetivo; el suizo disfruta jugando y juego porque disfruta... y hace disfrutar. Incluso en días algo grises como el que tuvo en los octavos de final del Open de Australia 2018 contra el húngaro Marton Fucsovic, el maestro suizo deja momentos para el recuerdo y saca conclusiones interesantes que merecen ser valoradas.

"Ha sido un partido duro con unas condiciones que me han obligado a pensar muy rápido y ejecutar los golpes con precisión. Él ha jugado bien y no me he empezado a sentir realmente cómodo hasta el tercer set, cuando ya tenía todo a mi favor", asegura con humildad Roger que habló de lo que supone jugar de día. "Hay más viento, la pelota vuela más y el sol molesta bastante", desveló un Federer que parece no esconder su preferencia por jugar de noche.

[getty:908602744]

Pronto fue cuestionado por su oponente en la antepenúltima ronda, Tomas Berdych. "Hemos tenido grandes duelos en los últimos años. Sé que el año pasado estuvo a punto de ganarme en Miami y soy consciente de que debo concentrarme en mi juego y ser muy agresivo si le quiero ganar", dijo, explayando en la explicación de todo lo que aportan algunos miembros de su equipo como Ivan Ljubicic. "Constantemente está buscando detalles que me hagan mejor jugador y me insiste mucho en que sea muy agresivo, como ya me comentaban Edberg y Severin. Ha encajado muy bien en el equipo, me ofrece consejos de mucha calidad y es un gran amigo", desvela un Federer que también se refirió a Pierre Paganini.

"Le conocí cuando tenía 14 años, tenía mucha experiencia y cuando empecé a trabajar en serio con él, a los 19 años, tuvo un gran impacto en mi carrera, tanto como preparador físico como mentor. Siempre que trabajamos juntos dedicamos 45 minutos a charlar de muy diversas cuestiones y eso me ayuda mucho. Creo que sin él mi carrera nunca hubiera podido ser la que ha sido", desveló.

[getty:908597964]

Con la tranquilidad de estar jugando bien y disfrutando de este deporte, Roger Federer espera su siguiente batalla en el Open de Australia 2018. No será sencillo deshacerse de un oponente como Tomas Berdych pero la calma y sosiego que transmite el suizo invitan al optimismo a todos sus seguidores. A sus 36 años, Roger sigue haciendo historia y promete escribir nuevos capítulos de leyenda en el tenis.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter