Arantxa felicita a Garbiñe: “Bienvenida al club”

El circuito WTA volverá a tener una número 1 del mundo española 22 años después. Arantxa Sánchez Vicario, la primera en conseguirlo, felicita a Muguruza.

Era febrero de 1995 cuando Arantxa-Sánchez Vicario lucía el número 1 del mundo por primera vez en su carrera. La pelea intensa con Steffi Graf le haría perderlo y recuperarlo en un par más de ocasiones, en total, doce semanas en lo más alto del ranking liderando el circuito femenino. Pues bien, han tenido que pasar 22 años para que otra tenista española vuelva a ocupar ese trono tan difícil de asaltar. Garbiñe Muguruza, con apenas 23 primaveras, será la nueva reina a partir del próximo lunes, por eso El Larguero quiso juntar a las dos maestras en una noche inolvidable para que comentasen sus impresiones.

“Ahora me siendo muy especial, es como un sueño hecho realidad. Todas las velas que he soplado fueron pensando en ser algún día número 1 del mundo hasta llegar aquí me han demostrado que los sueños se cumplen”, respondía la caraqueña ante la llamada de Manu Carreño después de la derrota de Pliskova hiciera oficial el cambio de poderes en la WTA. “He seguido el partido, sí, sabía que dependía de él mi número 1 y lo he mirado muy nerviosa pero contenta. Es una sensación rara. Antes le he dicho a mi hermano que ahora solo se puede bajar, ya no se puede subir más (risas), pero es genial”, confiesa.

“Levantar una copa importante es una sensación increíble. Ir ganando partidos y salir del torneo con el trofeo en tus manos, para mí es una sensación inigualable. Pero reconozco que, después de haber ganado ya algunos, me faltaba esta sensación de ser número 1 para completar el pack”, señaló la campeona de Roland Garros 2016 y Wimbledon 2017. Ahora, además de eso, también podrá contar lo que se siente al levantarse y saber que no hay ninguna jugadora en el mundo por delante de ella.



Pero las sorpresa más emocionante llegó cuando Arantxa-Sánchez Vicario, la primera española en ser Nº1, entró en directo para felicitar a la nueva reina. “Garbiñe, muchísimas felicidades. Me alegro muchísimo, bienvenida al club. Sé que es muy difícil, así que ahora disfrútalo y sigue adelante porque tienes una carrera por delante maravillosa. Aquí los días pasan muy rápidos, así que disfruta al máximo el día de hoy. Ha merecido la pena esperar tanto tiempo para que otra española consiguiera llegar hasta aquí”, celebró la catalana.

De paso, Arantxa aprovechó para hacer balance del futuro que le espera a Muguruza. “Es una jugadora que se crece en los momentos importantes y eso es muy difícil. Es una ventaja a su favor, o lo tienes o no lo tienes… y ella lo tiene. Le gusta jugar los grandes partidos, ante las mejores jugadoras y en las mejores plazas. Ahora lo que tiene es que aprender a lidiar con la presión, todo el mundo va a querer ganarle ahora. Pero es joven, todavía tiene 23 años y aún le queda mucho por aprender. ¿Dominar el circuito? Por supuesto que puede, de momento ya ha aprovechado muy bien la ausencia de Serena. Progresando día a día, yo la veo mucho tiempo como número 1”, concluyó.

Comentarios recientes