Probando la raqueta HEAD MxG 3, potencia bajo control

Continuamos probando nuevas raquetas y compartiendo sensaciones y experiencias con vosotros. Hoy, toca la raqueta HEAD MxG 3.

Hoy, traemos la nueva y más rompedora raqueta de la marca HEAD, la HEAD MxG 3 que promete "potencia bajo control". Pasamos a destripar como siempre sus características técnicas para contaros después nuestro feeling con una de estas raquetas, cortesía de HEAD para Punto de Break.

HEAD se ha mantenido fiel a su estilo de implementar una tecnología llamada a ser referencia en años acabados en 7. En 1997 lanzaban las primeras raquetas de titanio, en 2007 desembarcaban con las raquetas fabricadas en liquid metal y en este 2017, no podía ser menos, la gran innovación es el chasis 3D de magnesio integrado en el marco de la nueva MxG 3 (literalmente Magnesio x Grafeno), en el que llevan cuatro años de investigación y desarrollo.

A continuación os presentamos algunas de las características técnicas más importantes de la raqueta:

  • Tecnología: MxG, Graphene Touch
  • Composición: Grafito, grafeno, magnesio
  • Cabeza: 645 cm²
  • Peso (sin cordaje): 295 g
  • Longitud: 685 mm
  • Balance: 325 mm
  • Diseño de cordaje: 16 x 18
  • Perfil del marco: 24 / 26 /22
  • Tensión recomendada: 21-25 kg

Head MxG 3

La primera impresión cuando la empuñamos es algo ambivalente, te sientes cómodo con ella y transmite muy buenas vibraciones, pero el peculiar diseño del puente de magnesio en la parte inferior del marco sorprende en un inicio. Una vez superada esta primera toma de contacto apreciamos que se trata de una raqueta con una distribución de peso tremendamente decantado hacia la cabeza de la raqueta, diseñada por tanto para generar mucha potencia para el jugador medio de club.

El marco de la raqueta es de corte elegante y sobrio, en tonos grises con algún fino detalle en verde flúor, que le da un toque más actual. El tacto de la pintura alterna el mate y el brillo, estando el puente de magnesio (de un gris plata) perfectamente integrado en el marco, aligerando su diseño.

El grip que trae de serie es propio de HEAD, de tacto muy gomoso y adherente. Permite una fácil empuñadura de la raqueta, aunque la forma de su sección octogonal me ha resultado algo ortopédica e incómoda para pegar el revès a dos manos.

El diseño del cordaje es de 16x18, alejándose del 16x19 que marcaba tendencia en el último año y buscando su propia personalidad en cuanto a control de golpe.

La HEAD MxG 3 está fabricada en torno a dos tecnologías principales: MxG y Graphene Touch. La tecnología MxG (Magnesio x Grafeno) fusiona estos dos compuestos químicos en inyección de precisión, para aumentar al máximo tanto el control del golpeo como la potencia imprimida a la pelota. Adaptado de la industria de la automoción, el innovador puente de magnesio engarzado en el marco permite un mayor movimiento del cordaje principal. Esto significa que el área total de la raqueta en la que el jugador puede golpear con confianza de que la pelota salga despedida correctamente es mayor, confiriendo una mayor potencia. Además, el puente de magnesio disminuye la deformidad del marco superior de la raqueta con la presión ejercida por el impacto, lo que contribuye a un mayor control de la dirección, altura y parábola de la pelota.

Head MxG 3 - Foto: Puntodebreak

Por su parte, la tecnología Graphene Touch añade más confort y amortiguación de golpes. El grafeno es el material más resistente y ligero del mundo. Integrado en el marco de la HEAD MxG consigue absorber los golpes, reduciendo la vibración de la pelota en el momento del impacto con la raqueta. Además, ambas tecnologías permiten aligerar la sensación de peso de la raqueta.

Explicada la parte técnica, pasamos como siempre a narrar mis sensaciones en estas dos semanas de intensas pruebas de la raqueta HEAD MxG 3.

Mi opinión final es que se trata de una excelente raqueta, muy completa y de sumamente fácil adaptación. Me he encontrado muy cómodo con ella desde el primer minuto de probarla. Da lo que promete y he notado un aumento en el control y precisión de mis golpes, algo que he agradecido sobremanera. Es una raqueta con la que he sentido “amor a primera vista”, fácil de llevar y que no necesita apenas tiempo de transición desde otra previa de diferente marca.

Como he comentado más arriba, únicamente me ha costado algo más adaptarme en el revés a dos manos, pues no acababa de notar que la empuñadura me encajaba perfectamente entre las manos. No obstante, tras varias horas de rodaje, esta sensación ha mejorado ostensiblemente.

Head MxG 3 Foto: Puntodebreak

Creo que se trata de una raqueta que puede hacer las delicias del jugador de club, permite un mejor control pero es que además la potencia se ve aumentada considerablemente. No es el cañón que tuve la sensación de manejar con la raqueta anterior que probé, pero el particular equilibrio que tiene la HEAD MxG 3 hace que esté muy pensada para potenciar la velocidad de la bola con un esfuerzo medio, especialmente en el saque, la volea y el smash. El efecto cortado fluye de forma fácil, sin ser ni mejor ni peor que con otras raquetas, pero en cambio el liftado es muy sencillo de conseguir, muy pronunciado y efectivo (algo que no siempre se consigue). En caso de tener un estilo de juego más moderno, a golpes planos y tirando mucho hacia delante, la HEAD MxG 3 también da la cara y premia especialmente a los jugadores con preparaciones cortas.

¿Cuál será el secreto? Pues probablemente es una sensación que se tiene de milisegundos, conforme entra la pelota en contacto con las cuerdas de la raqueta, como de ser absorbida la velocidad por una mayor elasticidad del marco, de las cuerdas, no lo sé exactamente. Pero el feeling es que la pelota sale despedida con mayor velocidad, aunque sin vibraciones y, entonces, con mayor sensación de control.

Por tanto, HEAD no engaña: ha logrado acercarse mucho a esa utopía de encontrar la raqueta perfecta (control + potencia). No obstante, no pienso que vaya a tener una gran acogida en el circuito profesional, porque no considero que sea una raqueta con las prestaciones que los grandes jugadores de la ATP y la WTA precisan.

En resumen, se trata de una raqueta muy completa. Fácil, muy polivalente para diferentes niveles tenísticos, aunque sin duda le sacarán mucho más partido los jugadores de nivel medio-alto. Se trata de una buena elección si se quiere dar continuismo al estilo de juego adquirido pero se quiere potenciar todavía más el control del juego y la velocidad de pegada.

La raqueta HEAD MxG 3 que se ha utilizado para el análisis ha sido cedida por HEAD.

Comentarios recientes