Federer confiesa que se le pasó por la cabeza hacer un 'Sampras' en Australia

Roger asegura que la idea de repetir en Australia lo que hizo Sampras, retirándose tras ganar el US Open, se le cruzó en un rinconcito de su mente.

Roger Federer besa la Copa tras ganar en Australia
Roger Federer besa la Copa tras ganar en Australia

Alguno llegó a comentarlo en las redes sociales. "¿Se imaginan que Roger Federer anuncia que se retira tras ganar el 18º Grand Slam en Australia?", se preguntaba alguno. Tal y como el propio tenista suizo ha declarado para el New York Times, la idea de repetir lo que Pete Sampras hizo en su día, o más recientemente, Flavia Pennetta, se le cruzó por la cabeza.

"Supongo que en un lugar lejano, la idea se me cruzó por la mente. Pensé: ¿Cómo podría superar esto?'", le comentó Roger al periodista del medio norteamericano por teléfono. "Pero la alegría fue inmensa y no podía dejar de ver la reacción de mi equipo cuando gané el match point, que no dejaban de saltar de alegría. Fue increíble. Muy divertido. Siento que quiero volver a vivir algo parecido otra vez", agrega.

Por suerte para todos los aficionados al tenis, Roger no imitó a Sampras haciendo lo mismo y podremos seguir disfrutando de él incluso por varios años más, ya que el otro día conocimos que ha firmado un acuerdo con el torneo de Basilea, donde jugará al menos hasta 2019 de forma segura. Para ello, necesitará seguir cuidándose físicamente y es que las dos semanas intensas en Melbourne todavía le siguen pasando factura. "No estoy todavía al 100% en mis entrenos", comenta el de Basilea sobre esos problemas en el muslo que le obligó a pedir un MTO tanto en semis como en la final. "Tengo que tener cuidado", agrega.

El periodista del New York Times le pregunta sobre si pensaba que su 18º Grand Slam estaba destinado a ser para él. "Para ser honesto, siento que el Roland Garros que gané estaba más destinado para mí. Éste, no lo siento de esa forma. Creo que estaba muy fresco de mente y que lo ansiaba demasiado. Me sentí muy bien, surfeando la ola de mi vuelta sin nada que perder. Fue toda una sorpresa. Destinado a ser no significa nada que perder. Éste fue diferente a cualquier otro que haya experimentado", declara.

Después de esto, Roger se libera un poco más y ya sueña con seguir acumulando más sorpresas como la de Melbourne y lanza un mensaje para todos: "Todavía tengo mucha gasolina en el tanque".

LA APUESTA del día

Comentarios recientes